Mañalich es convocado a La Moneda por coronavirus e informa que 3 casos sospechosos fueron descartados en Chile

Titular de Salud dijo que en el Instituto de Salud Pública (ISP) “está la capacidad instalada para hacer el diagnóstico específico” de la infección. Admitió “que se sabe bastante poco” respecto a lo que ocurrirá con la enfermedad en el mundo y en el país.

198

El ministro de Salud, Jaime Mañalich, y la subsecretaria de Salud, Paula Daza, acudieron este martes a La Moneda tras ser convocados por el Presidente Piñera para analizar la situación del coronavirus, que surgió en la ciudad de Wuhan, China, y que ha provocado 106 muertos en ese país, expandiéndose el contagio por varias naciones.

El Mandatario encabezó una reunión con Mañalich, el ministro del Interior, Gonzalo Blumel, la vocera de Gobierno, Karla Rubilar y la subsecretaria Daza.

El secretario de Estado, en un punto de prensa, precisó que el Presidente los citó porque la situación provocada por el coronavirus tiene múltiples efectos tales como financieros (bolsa de valores, precio del cobre), del orden público, y de relaciones internacionales, por lo que se requiere “una coordinación más allá del Ministerio de Salud”.

Mañalich dijo que “en el país hemos estudiado hasta la fecha tres casos, en los cuales no se ha certificado el virus”.

Remarcó que este virus tiene una “alta contagiosidad”, de 3,8, lo que quiere decir que “cada persona enferma, en promedio, contagia a otras 3,8 personas”. La influenza tiene una contagiosidad de 1,8.

El secretario de Estado admitió que “sabemos todavía bastante poco de qué es lo que va a ocurrir, cómo predecir” esta epidemia en el mundo y en Chile

Lo que se sabe hasta ahora –añadió-es que el periodo de incubación del coronavirus es menor a los 14 días. Los primeros casos diagnosticados, que “probablemente son los casos más graves han mostrado una letalidad del orden del 10%”. Las personas afectadas han sido fundamentalmente pacientes crónicos.  Explicó que las manifestaciones clínicas pueden ser que una persona sea asintomática, y tener la posibilidad de contagiar, hasta casos muy graves.

CAPACIDAD INSTALADA PARA HACER EL DIAGNÓSTICO

El titular de Salud sostuvo, refiriéndose a noticias falsas en la red, que “hasta este momento no hay ni vacuna ni tratamiento específico para esta infección. Desde luego la industria está haciendo esfuerzos para llegar con algunas de estas dos soluciones, pero no existen a la fecha, y es poco probable que en el corto plazo hayan desarrollo de estos productos”.

Mañalich precisó que en el país “está la capacidad instalada para el diagnóstico específico de esta infección. Además de los elementos clínicos tenemos la capacidad instalada en el Instituto de Salud Pública para hacer el diagnóstico específico para ver si efectivamente una persona está cursando una enfermedad asociada a este nuevo coronavirus”.

Explicó que de los casos, el 16% se comporta en forma grave, es decir, requiere ser internado en una Unidad de Tratamiento Intensivo.

El titular de Salud admitió que respecto a este nuevo virus no se sabe “cómo se transmite de una persona a otra”. Se supone que se transmite a través de las gotitas del estornudo, pero no hay certeza de que sea el único mecanismo.

“El Ministerio de Salud a la fecha no puede dar certeza, certificar que no haya una transmisión por objetos inanimados. En otros virus, como la influenza, esa transmisión es posible, por eso se recomienda lavar con cloro las superficies, etc”, indicó.

El ministro indicó que “cuando tuvimos MERS y SARS no tuvimos ningún caso en Chile. La contagiosidad de este virus nos hace ser más cuidadosos al señalar de que la posibilidad de que llegue y que en el próximo invierno sea un problema relevante para nuestro país es algo que estamos trabajando como si fuera el caso, porque más vale prevenir que llegar tarde y ese es el mensaje que nos ha dado el Presidente Piñera en la mañana”.

“Es posible que haya algunos casos aislados en un futuro próximo en Chile, pero no estimamos probable una gran epidemia durante estos meses pero son hipótesis de trabajo. Si esto se escapa de control en el mundo, tenemos que pensar que será un problema relevante para nuestro sistema de salud”, completó Mañalich.