Trabajadora golpeada por lacrimógena en el rostro perdió la visión

Fabiola Campillay recibió el impacto en el sector 5 Pinos de San Bernardo, cuando se encontraba esperando el bus de acercamiento para dirigirse a la empresa en que trabaja, cuando Carabineros llegaba a dispersar los disturbios que había en la cercanía de ese lugar.

325

Totalmente ciega quedó la mujer de 36 años que fue golpeada en el rostro por una bomba lacrimógena de Carabineros en medio de incidentes que se registraron la noche del martes en la comuna de San Bernardo el martes recién pasado.

Así lo informó el Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH), al señalar que el trágico hecho “le hizo perder ambos ojos” en circunstancias que ella no participaba de los disturbios, sino que se encontraba en un paradero esperando el bus de acercamiento de la empresa en que trabaja para dirigirse a su turno.

Fue entonces cuando sufrió el impacto del cartucho del elemento dispersivo que utiliza la policía y que en ese momento estaba utilizando para hacer que quienes estaban provocando desórdenes en las vías del metro tren salieran de allí.

El INDH anunció que presentará una querella en contra de la policía uniformada “por el homicidio frustrado” de Fabiola Campillay, quien de acuerdo a lo denunciado por su hermana y su esposo, fue objeto de esa agresión sin mediar provocación.

Las graves lesiones, a las que se suma una fractura nasal, hicieron imposible salvarle la vista.

Esta trabajadora es la segunda persona en quedar ciega producto de la acción policial en el marco de la crisis social que vive el país, luego que el joven estudiante de sicología de la Universidad Academia de Humanismo Cristiano, Gustavo Gatica, perdiera la visión de ambos ojos debido al impacto de perdigones durante manifestación el 8 de noviembre en plaza Italia.

La municipalidad de San Bernardo también anunció que presentará una demanda contra quienes resulten responsables del daño ocasionado.

Cerca de 300 personas han sufrido graves lesiones oculares producto de balines y perdigones disparados por Carabineros, hecho que ha sido duramente criticado por distintas organizaciones humanitarias.

Desde que comenzó la crisis el 18 de octubre pasado, las cifras oficiales hablan de 23 personas fallecidas en distintos eventos relacionados con el estallido social y otras miles resultaron heridas de diversa consideración.

Trabajadora impactada por bomba lacrimógena en su rostro perdió un ojo y está grave