The New York Times asegura que “Chile está listo para una nueva Constitución”

Una columna publicada por el prestigioso medio estadounidense analiza el proceso que se llevará a cabo en nuestro país para elaborar una nueva Carta Magna. "Esto es indicativo del momento singular en el que se encuentra Chile: un asombroso reconocimiento político de demandas estructurales que durante mucho tiempo se han abordado sin respuesta", señala el artículo.

747

El acuerdo alcanzado el viernes pasado, que dio el puntapié a la realización de una nueva Constitución en Chile, fue uno de los temas abordados por el prestigioso diario estadounidense The New York Times.

El medio norteamericano publicó una columna titulada “Chile está listo para una nueva Constitución”, donde aborda y analiza el proceso.

“Será la primera vez en la historia de la nación que todos los ciudadanos tendrán voz y voto en la redacción de su propio futuro soberano”, expresa el artículo.

“Hay muchos aspectos técnicos sobre este proceso que el Congreso Nacional de Chile y la sociedad civil aún tienen que resolver, como el tamaño de la asamblea constitucional, su representatividad y cómo se representará a las poblaciones indígenas. Todos esos detalles son profundamente significativos si los chilenos quieren una Constitución que proteja los derechos de todas las personas”, agrega.

De igual modo, la columna remarca: “El que este camino hacia adelante haya sido posible, incluso por parte de funcionarios electos que alguna vez hicieron una causa común con Pinochet, es indicativo del momento singular en el que se encuentra Chile: un asombroso reconocimiento político de demandas estructurales que durante mucho tiempo se han abordado sin respuesta”.

Por último, se enfatiza que la nueva Carta Magna no solucionará todos los problemas que tiene el país, pero sí será una base para mejorar la situación.

“Las constituciones escritas no son panaceas que hacen que los problemas desaparezcan. Pero una carta que delinee el Chile del futuro, debatida y votada por los propios chilenos, podría ser una base para que una gente autodeterminada pueda construir. Una nueva constitución ofrecerá a los chilenos una piedra angular sobre la cual establecer su rumbo futuro”, finaliza el artículo.