Anuncian plan de transición del transporte público de Santiago

La ministra Gloria Hutt dijo que la recuperación total de la infraestructura vandalizada se extenderá hasta el segundo semestre del próximo año, proyectándose para el último trimestre de 2020 la disponibilidad completa del sistema, especialmente del Metro.

357

Con la reapertura de nuevas estaciones de Metro a contar del próximo lunes, entre las que destaca Plaza Puente Alto, la ministra Gloria Hutt anunció un plan de transición del transporte público capitalino, cuyo fin es agilizar el traslado de los usuarios, mejorar la operación de los buses y recuperar el funcionamiento total de la red del tren subterráneo.

La ministra de Transportes explicó que esta nueva fase, que readapta la operación del sistema tras los daños registrados en las estaciones de Metro, busca reestablecer la movilidad de los más de 5,7 millones de personas que diariamente se trasladan por la ciudad en buses, tren subterráneo y de acercamiento, taxis y colectivos.

Hasta ahora, el balance de perjuicios en el tren urbano detalla que, de las 136 estaciones existentes, 118 presentan daños. A eso se suman 30 buses incendiados y más de 5.300 vandalizados, lo que complejiza la estabilización de los servicios. A su vez, existen 150 semáforos dañados y 72 cámaras de control de tránsito inoperativas.

Por esa razón, según explicó la ministra Hutt, el plan de transición prioriza varios componentes: la recuperación del Metro, un programa especial de operatividad para los buses, el apoyo de taxis y colectivos y la entrega de información permanente hacia los usuarios.

FECHAS PARA LAS ESTACIONES QUE FALTAN

En relación al tren subterráneo, Hutt dijo que la recuperación total de la infraestructura vandalizada se extenderá hasta el segundo semestre del próximo año, proyectándose para el último trimestre de 2020 la disponibilidad completa del sistema. Independiente de eso, es posible que las vías se encuentren operativas en un plazo menor, lo que permitiría operar de manera “exprés”, algunos tramos.

Así, y según el cronograma presentado por el ministerio, las estaciones que entrarían en operaciones en los meses de noviembre y diciembre de este año son: Santa Lucía, Los Héroes (combinación con L2), Departamental, Las Torres, La Cisterna (combinación L2), Santa Rosa, Vicuña Mackenna (combinación con L4) y las estaciones de la Línea 5 Pudahuel, Lo Prado, Gruta de Lourdes, Blanqueado y San Pablo (sin combinación con L1).

En tanto, las que abrirán sus puertas al público entre enero y abril de 2020 son: San Pablo (combinación con L5), Neptuno y Baquedano (combinación con L5), Parque Almagro, Cardenal Caro, Macul, Rojas Magallanes, Santa Julia, La Granja, San Ramón, Pedreros, Cumming, Barrancas, Monte Tabor, Del Sol, Santiago Bueras, Plaza de Maipú, Baquedano (combinación con L1), Ñuble (combinación con L6) y PAC y Biobío.

Finalmente, un tercer grupo de estaciones requerirán obras mayores de reconstrucción, por lo que su apertura se estima para el último trimestre de 2020: Trinidad, San José de la Estrella, Los Quillayes, Elisa Correa, Protectora de la Infancia, Laguna Sur y Las Parcelas.

REFUERZO DE BUSES

En relación al funcionamiento de los buses, las flotas operativas y de reserva se encontrarán disponibles, a las que se sumarán servicios especiales y de refuerzo adaptables según las contingencias. Por lo pronto, ya se cuenta con más de 215 buses de apoyo a las líneas de Metro que no están operativas y se han realizado 21 extensiones de recorridos.

A su vez, Tren Central, buses suburbanos, colectivos y taxis básicos operarán con normalidad durante el desarrollo de este plan. En el caso de estos últimos, algunos operadores funcionarán transitoriamente como colectivos en rutas autorizadas.

Asimismo, todo este plan se complementará con estrategias específicas para proporcionar información a los usuarios -en terreno y en redes sociales-, y en coordinación directa con operadores y proveedores de buses.