Corte falla y ordena a Trump revelar sus declaraciones de impuestos

La sala integrada por tres jueces de Manhattan rechazó la apelación de los abogados del presidente, que se oponían al pedido del fiscal a la empresa contable del mandatario, Mazars, para que ésta revele el estado de sus tributos en el período señalado.

120

Una corte de apelaciones estadounidense resolvió este lunes que el presidente Donald Trump debe difundir ocho años de declaraciones de impuestos entre 2011 y 2018, dando un golpe a sus intentos de mantener sus ganancias personales en secreto.

El fallo es el último recurso en el esfuerzo de los demandantes por obtener copias de los impuestos del gobernante, que durante su campaña electoral prometió publicarlos, aunque nunca lo ha hecho.

La sala integrada por tres jueces de Manhattan rechazó la apelación de los abogados del presidente, que se oponían al pedido del fiscal a la empresa contable de Trump, Mazars, para que ésta revele el estado de sus tributos en el período señalado.

Los magistrados federales, no obstante, no se pronunciaron sobre la afirmación de los abogados del mandatario en cuanto a que cuenta con inmunidad ante cualquier investigación penal debido a su investidura.

Esta apelación no requiere que consideremos si el presidente es inmune a una acusación y proceso mientras ocupa el cargo, ni que consideremos si el presidente puede ser legalmente obligado a entregar documentos para ser utilizados en un procedimiento penal estatal”, dijeron los jueces en su fallo.

El fiscal Cyrus Vance -un funcionario electo demócrata- pidió estos documentos en el marco de una investigación sobre un pago efectuado a la actriz pornográfica Stormy Daniels para comprar su silencio por una supuesta relación con Trump.

La investigación, que examina cómo Trump y su empresa reembolsaron este pago de US$ 130 mil efectuado durante la campaña presidencial de 2016 por el entonces abogado de Trump, Michael Cohen, no ha llevado aún a ninguna inculpación.

Éste cumple actualmente una pena de tres años de cárcel tras admitir que hizo un pago para comprar el silencio de Daniels y de otra mujer, violando las leyes de financiación electoral, así como por fraude impositivo y mentir al Congreso.

Los jueces decidieron que la inmunidad de Trump no está en cuestión aquí, porque los fiscales pidieron los documentos a la empresa contable de Trump, no al presidente.

Trump es el primer gobernante de Estados Unidos, desde Richard Nixon, que se niega a difundir sus declaraciones de impuestos.

Durante la campaña electoral aseguró que estaban bajo auditoría del fisco estadounidense (el Internal Revenue Service, IRS). Varios intentos para obtener una copia de sus declaraciones de impuestos están en marcha, incluidos de parte de legisladores demócratas.