Bachelet por crisis en Venezuela: “No voy a estar escondiendo cosas que me tocó ver”

La alta comisionada de Derechos Humanos de la ONU añadió que "no me corresponde calificar el tipo de Gobierno en Venezuela. Para Naciones Unidas, Juan Guaidó es el presidente de la Asamblea (Nacional) y el presidente electo es Nicolás Maduro".

617

La alta comisionada para los Derechos Humanos de la ONU, Michelle Bachelet, afirmó que “yo no voy a estar escondiendo cosas que me tocó ver”, en referencia al informe que emitió sobre la situación interna en Venezuela.

“La gente pedía que yo fuera a resolver el problema humanitario”, añadió la expresidenta chilena en entrevista con el programa “El Informante” de TVN.

También indicó que “no me corresponde calificar el tipo de Gobierno en Venezuela. Para Naciones Unidas, Juan Guaidó es el presidente de la Asamblea (Nacional) y el presidente electo es Nicolás Maduro”.

“La única solución para la crisis política que se vive en Venezuela es el diálogo”, añadió.

En cuanto a la polémica con el presidente brasileño Jair Bolsonaro, la exmandataria destacó que el Presidente Sebastián Piñera “tuvo una actitud de decir que no correspondía ese trato a una expresidenta. Yo me sentí súper respaldada por mi país”.

Sobre las acusaciones que la vinculan con la llegada de inmigrantes haitianos a Chile, Bachelet afirmó que “nosotros teníamos una política migratoria abierta en Chile. No hubo nada en especial, nosotros no tuvimos nada que ver con eso. Entiendo que hubo gente que trató de hacer negocios con ese tipo de cosas”.

“Creo que se pasaban el dato de un lado a otro. Hubo gente que armó unos chárter, según decían. Y cobraban. Tanto es así que la gente de oposición decía que yo recibía plata. Eso no tiene nada que ver, es todo mentira, naturalmente”, sostuvo.

Luego, expresó que “lo que hicimos fue mandar una ley para definir mejor el fenómeno migratorio”.

Además, la alta comisionada fue consultada por la situación migratoria en Estados Unidos, a lo que respondió que “ha habido situaciones que han ido más allá, han pasado la barrera de lo aceptable”.

“Hemos manifestado nuestra preocupación y hemos dado recomendaciones (…) La situación en la frontera es muy dramática”, enfatizó.

Respecto a las protestas en Hong Kong y las violaciones a los derechos humanos en China, la exmandataria señaló que “el mundo de los Derechos Humanos anda muy pendiente de lo que pasa” en el país asiático.

“Yo lo que espero es que se sienten a la mesa a conversar para que puedan manifestar sus aprehensiones, sus molestias. A eso es a lo que hemos estados llamando, a que por un lado las personas que hacen las manifestaciones las hagan de manera pacífica, porque también hemos visto actos de violencia muy fuerte, que no son aceptables. Y, a la vez, que la policía no reprima”, sostuvo.