La policía rusa registra las oficinas de campaña de opositores

Las redadas se producen en un momento en el que la oposición prepara una manifestación no autorizada frente al ayuntamiento de Moscú, después de que las autoridades invalidaran el registro de candidatos a las elecciones locales en septiembre.

100

La policía rusa acrecentó una ofensiva contra la oposición mediante redadas en las oficinas de políticos independientes, en la víspera de una manifestación contra la exclusión de candidatos para las elecciones municipales.

El viernes por la noche, aliados del principal opositor al presidente Vladimir Putin, Alexéi Navalni, dijeron que la policía había registrado sus sedes de campaña.

Las redadas se producen en un momento en el que la oposición prepara una manifestación no autorizada frente al ayuntamiento de Moscú este sábado, después de que las autoridades invalidaran el registro de candidatos a las elecciones locales en septiembre.

“El Comité de Investigación llegó al Fondo de la Lucha contra la Corrupción”, dijo en Twitter el aliado de Navalni, Ivan Jdanov, publicando una foto de un camión de la policía aparcado en una calle.

El opositor y candidato excluido, Ilya Iashin, dijo igualmente que la policía llegó para registrar su sede de campaña. 

“Se trata de una presión descarada e ilegal sobre la oposición en medio de una campaña electoral”, tuiteó.

Otro de los candidatos invalidados, Konstantin Yankauskas, aseguró que la policía e investigadores intentaron registrar el apartamento de sus padres.

Esta semana, las autoridades lanzaron una represión contra la oposición, en un contexto en el que políticos opositores luchan por ser candidatos a las elecciones al parlamento de Moscú.

El miércoles, Navalni fue sentenciado a 30 días de prisión por convocar una manifestación no autorizada. Durante redadas nocturnas se registraron las casas de Jdanov y de varios otros políticos.

Varios opositores también fueron convocados por el Comité de Investigación, que informa directamente a Putin.

La semana pasada, 22.000 personas protestaron en el centro de Moscú, la mayor manifestación de oposición en los últimos años.