Presentan proyecto para el pago en 30 días de licencias médicas rechazadas

La iniciativa establece que las licencias deberán ser pagadas en un plazo no superior a dicho periodo, siempre que la demora se deba a situaciones ajenas al usuario. Mismo criterio se aplicará a quienes se encuentren tramitando una licencia y además hayan solicitado seguro de invalidez.

115

Los diputados Fernando Meza (PR) y Ricardo Celis (PPD) presentaron un proyecto de ley que regula el procedimiento de licencias médicas, plazos claros y acotados para aquellos casos en que una licencia es rechazada o retrasado su pago a causa de falta de antecedentes o de hechos ajenos al usuario. 

El autor de la iniciativa, Fernando Meza, explicó que “lo que ocurre en la Compin es un drama nacional. Hay más de cien mil licencias médicas que están siendo tramitadas y no pagadas en Chile en estos momentos”. 

“Las autoridades de la Compin tienen que modernizar la evaluación que hoy en día se hace a las licencias médicas, con el objeto de no seguir perjudicando a miles de enfermos y enfermas que ven con impotencia cómo sus licencias son rechazadas”, agregó.

“Hay que entender que la praxis médica tiene que ser absolutamente concreta y responsable, no puede un profesional de la medicina extender una licencia médica que no corresponda a la realidad que está padeciendo el enfermo o enferma”, enfatizó.

“Con este proyecto de ley estamos también eliminando todas esas licencias truchas de las que hemos tenido conocimiento, de las cuales se ha abusado por parte de algunos médicos y también por parte de pacientes para no acudir a su lugar de trabajo”, agregó.

A su vez, el presidente de la Comisión de Salud, Ricardo Celis, señaló que “estamos profundamente preocupados por lo que ha pasado con las licencias médicas en Chile”.

“No es posible que por razones de orden administrativo, por causas del empleador, por causas médicas, o por causas de la Compin las personas se quedan durante meses sin sustento para la casa, sin ningún ingreso”, indicó.

“Lo que estamos proponiendo es que asuman su responsabilidad en la otorgación de la licencia dos personas: el médico que es quien emite la licencia y el empleador que es el que tiene que tener al día toda la situación previsional del trabajador”, aseguró.

La iniciativa establece que las licencias médicas deberán ser pagadas en un plazo no superior a 30 días, siempre que la demora en su otorgamiento se deba a situaciones ajenas a él. Mismo criterio se aplicará a quienes se encuentren tramitando una licencia médica y además hayan solicitado seguro de invalidez.

Además, indica que el procedimiento de investigación y posterior sanción descrito en los incisos precedentes no impedirá el pago de la licencia médica en cuestión, cuando ésta se resuelva vía reclamación ante entidad distinta a la Superintendencia.