Congreso aprobó proyecto que deroga la histórica Ley Reservada del Cobre

La iniciativa establece que a partir del año 11 desde la entrada en vigencia de la ley, Codelco podrá liberarse del pago del 10% de sus ventas al financiamiento de las necesidades estratégicas de la defensa nacional. Desde ese momento, el financiamiento de las Fuerzas Armadas será vía Ley de Presupuesto, mediante aportes basales y un control civil del gasto de la Defensa Nacional.

400

La Cámara de Diputados aprobó los cambios realizados en el Senado al proyecto que deroga la Ley Reservada del Cobre y establece un nuevo mecanismo de financiamiento de las Fuerzas Armadas, por lo que la iniciativa quedó en condiciones de ser promulgada. 

El proyecto fue ingresado por el Gobierno en mayo del año 2011 y en agosto de 2018 se aprobó su idea de legislar en la Cámara.

En lo fundamental, el proyecto establece que a partir del año 11 desde la entrada en vigencia de la ley, Codelco podrá liberarse del pago del 10% de sus ventas al financiamiento de las necesidades estratégicas de la defensa nacional. 

Desde ese momento, el financiamiento de las Fuerzas Armadas será vía Ley de Presupuesto, mediante aportes basales y un control civil del gasto de la Defensa Nacional.

Otros elementos del proyecto son: 

– Se crea una política de defensa planificando el desarrollo de la fuerza con una planificación cuatrianual de inversión.

Crea el fondo plurianual de las capacidades estratégicas para darle estabilidad a las inversiones.

Crea un consejo del fondo que controlara el flujo financiero. 

La administración del fondo estará en el Banco Central (BC). 

Crea un aporte basal para el mantenimiento de los gastos en función del monto promedio de los basales de los 6 años anteriores. 

Crea un fondo de contingencia estratégico para situaciones de crisis. 

Se crean 7 controles democráticos, entre ellos el de las comisiones de Defensa del Congreso Nacional. 

El ministro de Defensa, Alberto Espina, valoró el transversal respaldo a la iniciativa lo que a su juicio demuestra que es “una política de Estado”