Movilh apunta a desigualdad contra familias homoparentales en Marcha del Orgullo Gay

La manifestación comenzó en Plaza Italia y se desplazó por la Alameda hasta la Plaza Los Héroes, lugar donde se dio fin al acto con un evento político cultural, instancia en la que se rindió homenajes a las víctimas de la homo/transfobia, a los 28 años del movimiento LGBTI en Chile. 

112

El Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh) cifró en 100 mil los asistentes a la XIX Marcha del Orgullo Gay que se realizó durante la tarde de este sábado en las calles de Santiago.

La manifestación comenzó en Plaza Italia y se desplazó por la Alameda hacia a Plaza Los Héroes, lugar donde se dio fin al acto con un evento político cultural, instancia en la que se rindió homenajes a las víctimas de la homo/transfobia, a los 28 años del movimiento LGBTI en Chile.

En la ocasión, el Movilh llamó a cesar con la violencia que afecta a las personas lesbianas, gays, bi, trans e intesex (LGBTI), la cual incrementó un 44% en el último año, de acuerdo al XVII Informe Anual de los Derechos Humanos de la Diversidad Sexual y de Genero.

Ante ello, el dirigente del Movilh, Rolando Jiménez, señaló que “las golpizas y ataques aumentaron un alarmante 1500% y los asesinatos un 50%. Los atropellos son extremos. Sabemos de 44 víctimas fatales, desde el 2002, fecha cuando comenzamos a elaborar nuestro informe de DDHH”.

“Por todo exigimos una institucionalidad antidiscriminatoria y una reforma a la Ley Zamudio, en tanto esta ley de nada ha servido desde el punto de vista punitivo y no indemniza a las víctimas”, añadió Jiménez.

En tanto, la vocera del Movilh. Daniela Andrade, apuntó que “a esta vulnerabilidad se suma la desigualdad legal que afecta principalmente a las familias homoparentales. El Congreso Nacional ha sido puro discurso, pues pese a que el matrimonio igualitario y la adopción cuentan con respaldo mayoritario, eso no se ha traducido en votaciones”.

“La clase política ha sido indiferente frente a esta realidad y no cumple compromisos internacionales, ni promesas”, concluyó Andrade.