Índice de Paz Global: Chile se mantiene como el país más pacífico de la región

El indicador muestra que subió un puesto y se situó en el número 27 del listado a nivel mundial. El índice establece que América Latina tiene a Nicaragua como el estado donde más ha recrudecido la violencia y a Venezuela como el menos seguro de la zona.

195

Como la nación más pacífica en Latinoamérica, se coronó Chile según las cifras dadas a conocer este miércoles por el Índice de Paz Global 2019 (GPI, en inglés), y que lo situaron en el lugar 27 de un total de 163 países que abarca la medición.

En este indicador es seguido por Uruguay, que escaló tres puestos hasta posicionarse en el 34 y Colombia que subió dos para llegar al 143, no es muy alentador para Nicaragua que bajó 54 puestos respecto al año anterior y se sitúa en el lugar 120, y para Venezuela que está en el 144 como país menos seguro de la zona.

Brasil, en tanto, experimentó el quinto mayor descenso del año, un total de diez puestos, quedando en el 116 al cierre de la evaluación 2018.

El estudio anual que mide varios factores como crímenes violentos, terrorismo, inestabilidad política e intensidad del conflicto, entre otros, sostiene que la media del nivel de paz mundial ha mejorado por primera vez en cinco años y que Islandia es la nación con mejores índices y Afganistán la peor.

A nivel general el GPI, elaborado por el Instituto de Economía y Paz reveló que no obstante ello, el mundo continúa siendo un lugar “considerablemente” menos pacífico que hace una década.

Una amplia gama de factores condujeron a la caída de la paz en la última década, incluida la mayor actividad terrorista, la intensificación de los conflictos en el Medio Oriente, el aumento de las tensiones regionales en Europa del Este y el noreste de Asia, el aumento del número de refugiados y el aumento de las tensiones políticas en Europa y los Estados Unidos.

Desde 2008, precisa el informe, la paz global se ha deteriorado porcentualmente cerca de un 3,78%, pese a que este año registró una ligera mejoría del 0,09% respecto al anterior, debido a “la reducción en la gravedad de varios conflictos, que llevaron a un menor número de muertes y una disminución del impacto del terrorismo”.