EEUU cita urgente al Consejo de Seguridad de la ONU para hablar sobre Venezuela

La convocatoria es para este martes en la sede del organismo multilateral, oportunidad en la que se abordará la situación de violencia que se generó por parte del régimen de Maduro en la frontera con Colombia y Brasil y las consecuencias de eso.

551

Estados Unidos pidió este lunes una reunión urgente del Consejo de Seguridad de la ONU sobre Venezuela, para abordar la “represión violenta de manifestantes” el fin de semana durante el intento para ingresar ayuda humanitaria extranjera al país.

La convocatoria prevista en principio para este martes, será abierta, indicaron diplomáticos y por supuesto el tema será los fallecidos el fin de semana en la frontera de Venezuela con Brasil en choques entre fuerzas del presidente Nicolás Maduro y civiles que buscaban la entrada de la colaboración para hacer frente a la escasez de alimentos y medicinas.

Según la ONG Foro Penal, a parte de los 4 fallecidos que se registraron, cientos personas resultaron heridas en enfrentamientos violentos en la frontera colombo brasileña.

En el seno del Consejo de Seguridad aguardan para su discusión dos proyectos de resolución sobre la nación cuyo pueblo busca el cese de la usurpación, gobierno de transición y elecciones libres y democráticas, presentados a inicios de febrero, uno por Estados Unidos y otro por Rusia.

La iniciativa estadounidense llama a facilitar una ayuda humanitaria internacional y a organizar elecciones presidenciales en Venezuela.

En tanto, la de Rusia denuncia las amenazas de uso de la fuerza contra el gobierno de Maduro, pero no dispone de los nueve votos necesarios para ser adoptado.

El vicepresidente estadounidense, Mike Pence, está en Colombia participando en el Grupo de Lima, reunido en Bogotá para evaluar la crisis venezolana.

“Esperamos una transición pacífica hacia la democracia. Pero el presidente (Donald) Trump lo ha dejado claro: Todas las opciones están sobre la mesa”, dijo Pence durante su intervención.

Del encuentro como presidente interino de Venezuela por unos 50 países como Gran Bretaña, Francia, Alemania, España, Brasil, Colombia y Argentina.

En Washington, el Departamento del Tesoro de Estados Unidos anunció en paralelo sanciones contra cuatro gobernadores de estados venezolanos afines al gobierno de Maduro por obstaculizar la entrega de ayuda.

La situación en Venezuela ha dividido a los Estados miembros de la ONU, donde unos 60 países como Rusia, China, Irán, Corea del Norte, Siria, Cuba, Nicaragua y Bolivia apoyan a Maduro.

Venezuela atraviesa la peor crisis de su historia moderna, con una aguda hiperinflación y escasez de alimentos y medicamentos. Unos 2,7 millones de venezolanos han emigrado desde 2015, según la ONU.

Guaidó al Grupo de Lima: “Ser permisivos” con Maduro sería una amenaza para América