Sismo de Coquimbo: Reconstrucción elaboró guía para abordar emergencias

Ante los eventos forestales y sísmicos que afectaron al país durante este mes, el Minvu puso a prueba un protocolo que elaboró con la finalidad de empoderar a las autoridades regionales definiendo lo que es “emergencia”, “desastre” y “catástrofe”, teniendo claro qué hacer al enfrentar la primera de esas tres instancias.

104

Ante el primer desastre que vivió nuestro país a comienzos de este año con el fuego que arrasó 29 viviendas y dejó a otras 31 con daños de diversa consideración en Limache y ahora el terremoto que afectó viviendas en Coquimbo, la encargada nacional de Reducción de Riesgo de Desastres y Reconstrucción, Bernardita Paúl, puso a prueba una nueva forma de abordar las emergencias a través de una guía de acción que elaboró el Ministerio de Vivienda, asegurando que están en estado de alerta ante cualquier emergencia.

La guía establece una nomenclatura de tres tópicos que se definen en el orden de “emergencia”, “desastre” y “catástrofe”.

La Onemi define a cuál de esas tres instancias las autoridades se enfrentan. Cuando es emergencia, la respuesta y solución, la región tiene la capacidad de abordarla, como fue el caso de Limache. Cuando es un desastre y la magnitud es más amplia, es la autoridad nacional la encargada de elaborar el plan de acción y por último cuando es una catástrofe, la estrategia ya requiere de ayuda internacional, como fue para el incendio de Santa Olga en enero de 2017 donde instancias internacionales como los aviones “Súper Tanker” y “Lushinski” intervinieron en ayuda de nuestro país.

“Junto al Ministro Cristián Monckeberg creemos en la necesidad de actuar pronto, por eso desde que llegamos al gobierno comenzamos a elaborar un protocolo que hemos socializado y capacitado a las regiones para que cuando tengamos emergencias como éstas, las autoridades regionales sepan que tienen herramientas como asignaciones directas para entregar soluciones con prontitud y no tenga que todo centralizarse en Santiago donde la burocracia hace que los procesos puedan ser más lentos”, destacó Bernardita Paúl.

Además de las soluciones, la comisión recién creada aborda la generación de obras para mitigar futuras catástrofes trabajando en cada región, analizar y diagnosticar posibles zonas de riesgos que estén expuestas a algún desastre natural como los bordes costeros, volcanes, forestación, zonas inundables, etc.

Intendenta de Coquimbo descartó declarar zona de catástrofe o de emergencia