El Vaticano se quedó sin portavoces

La Santa Sede informó las dimisiones sin dar los detalles de las mismas y se concentró en el nombramiento de Alessandro Gisotti como director interino.

147

El Vaticano anunció este lunes, sin explicación, la dimisión de sus directores de prensa, el estadounidense Greg Burke, y la española Paloma García Ovejero, así como el nombramiento de un portavoz interino.

El Papa Francisco “ha aceptado la dimisión del director y de la subdirectora de la sala de prensa del Vaticano Greg Burke y Paloma García Ovejero, y ha nombrado director interino a Alessandro Gisotti, hasta ahora coordinador de redes sociales para el dicasterio (ministerio) de Comunicación”, precisa un comunicado de la Santa Sede.

Burke, de 59 años, miembro del Opus Dei, influyente institución conservadora de la Iglesia Católica, fue nombrado en julio de 2016, tras haber sido adjunto del servicio de prensa, en reemplazo del jesuita Federico Lombardi.

Anteriormente había trabajado como periodista en Roma, en el semanario católico National Catholic Reporter, en la revista Time y como corresponsal del canal de televisión Fox News.

También fue el segundo integrante de Opus Dei en ocupar el puesto de vocero del Vaticano, después del español Joaquín Navarro Valls, poderoso director de comunicación del fallecido Papa Juan Pablo II.

Por su parte, la periodista Paloma García Ovejero, era la primera mujer en ocupar el cargo de número dos de la sala de prensa del Vaticano y anteriormente fue corresponsal en el Vaticano de la cadena COPE, una de las principales radios de España.