Atton: “Los mapuche no han sido apoyados como a forestales o inmigrantes”

“Efectivamente, hay hechos de carácter terrorista. Y están tipificados así. Pero lo único que te puedo decir es que el pueblo mapuche no es terrorista, esos son gente con otros intereses”, afirmó el intendente de La Araucanía.

203

El nuevo intendente de La Araucanía, Jorge Atton, quiere destacar por su gestión y eficiencia, se muestra dialogante con el pueblo mapuche, pero “sin fotos”, recalcando que ellos no son un pueblo terrorista, que esos hechos son de gente con otros intereses. 

En entrevista con El Mercurio, Atton cree que el principal conflicto que vive La Araucanía es su pobreza. “La Araucanía es una de las zonas más pobres de Chile. Allá tienes cerca de un 20% de la gente que no tiene agua potable. Tienen un nivel de precariedad que va generando una serie de problemas”, señaló.

Entre esos problemas se encuentran una serie de actos de carácter terrorista en la zona, a los que Atton no entrega autoría al pueblo mapuche. “Efectivamente, hay hechos de carácter terrorista. Y están tipificados así. Pero lo único que te puedo decir es que el pueblo mapuche no es terrorista, esos son gente con otros intereses”.

Agregó que uno de los problemas, es que no se ha apoyado a los mapuche, así como se hace con las forestales o inmigrantes que llegaron a la zona. “Ellos sienten y tienen toda la razón, que no han sido apoyados como a los inmigrantes, o las forestales. Ellos sienten que “a nosotros no nos dan incentivos y somos dueños de la tierra”, declaró.

Devolver las tierras sin dar incentivos es parte del problema. “Se cometió el error de devolver la tierra sin entregar capital de trabajo ni capacitación. El modelo hay que cambiarlo”, subrayó.

Con respecto al retiro del GOPE de la zona, cree que fue necesario ya que había problemas de procedimiento y descoordinaciones que se debían resolver. “Nuestras policías deben ser reestructuradas desde el punto de vista de procedimiento, organización, recursos de tal manera que garanticemos el Estado de Derecho”, dijo.

Frente a las críticas de la oposición a que el Plan Araucanía había fracasado, Atton se lo tomó con calma. “Hablar que ha fracasado cuando nunca ha empezado, es bastante antipático”. Aclarando que la zona necesita un plan de 8 años de inversiones a largo plazo tanto estatales, privadas como extranjeras.

Para eso el intendente se ha juntado con distintas comunidades para recuperar la confianza “para que me conozcan y no se vayan a enterar por la prensa”.

Al ser consultado sobre qué es lo que espera el mapuche, Atton respondió: “Dignidad. Que sea respetado, reconocido, que no sea discriminado. Yo no conozco chileno que se haya cambiado el apellido por vergüenza, pero hay mucha gente del pueblo mapuche que se cambia el apellido para no ser discriminado”.