Leucemia: importancia del diagnóstico oportuno para el pronóstico del cáncer de la sangre

Especialistas afirman que el diagnóstico precoz es relevante dado que un grupo de las leucemias son de carácter agudo y, sin tratamiento oportuno, presentan elevada mortalidad.

897

Este sábado 22 de septiembre se conmemora el Día Mundial contra la Leucemia, un tipo de cáncer hematológico, que afecta la sangre y la médula ósea. Si bien en Chile no hay muchos datos, en niños la leucemia corresponde al cáncer más frecuente, mientras que en adultos tiene una incidencia de 6,1 en hombres y de 4,2 en mujeres por cada 100.000 habitantes/año.

El doctor Patricio Rojas, hematólogo del Departamento de Hematología-Oncología de la Red de Salud UC-Christus, expresó que la leucemia corresponde al cáncer de los glóbulos blancos de la fábrica de la sangre, que corresponde a la médula ósea, que se encuentra en la porción esponjosa al centro de los huesos. “Esas células malignas que se encuentran en la médula ósea, comienzan a circular por el torrente sanguíneo y pueden ser pesquisadas en un hemograma”, manifestó.

Planteó que el diagnóstico precoz es importante dado que un grupo de las leucemias son de carácter agudo y, sin tratamiento oportuno, presentan elevada mortalidad. “En general las leucemias son cánceres complejos. Hay que tener un diagnóstico preciso, y saber que muchas veces pueden presentar cambios de comportamiento, por lo que se deben mantener controles médicos y de laboratorio estrictos”.

Respecto de los síntomas, el especialista afirmó que son muy variados y dependerán del tipo de leucemia que afecta al paciente. Por lo general, ocurre una dificultad para poder fabricar la sangre que necesitamos, hay menos glóbulos rojos lo que se traduce en anemia con la consecuente fatiga asociada, menos plaquetas, que son las células de la coagulación, por lo que puede haber moretones o sangrados, y por último, una disminución de los glóbulos blancos sanos, lo que se traduce en mayor riesgo de infecciones y fiebre.

En adultos, en occidente, la leucemia más común es la Leucemia Linfoide Crónica (LLC), seguida de la Leucemia Mieloide Aguda (LMA) mientras que en niños, la más común es la Leucemia Linfoide Aguda (LLA).

Felipe Tapia, presidente de la Corporación Maxi Vida, destacó la conmemoración de la patología porque permite sensibilizar a la población sobre la temática y planteó que un rol clave de los pacientes es informarse porque existen avances médicos y científicos que han contribuido a prolongar la vida de algunos pacientes, manteniendo su rutina, sin mayores alteraciones. “Hoy un paciente con leucemia, si recibe el tratamiento y el diagnóstico adecuado, puede mantener su calidad vida”, dijo junto con realizar un llamado para elevar la cobertura a los tratamientos médicos y asegurar una mejor salud a nivel país.

Tatiana Corbeaux, fundadora y directora ejecutiva de la Fundación Oncológica Oncoloop -que educa y acerca la investigación científica sobre cáncer a los pacientes- explicó que es fundamental el rol de las asociaciones de pacientes no sólo en el acompañamiento frente a las enfermedades sino también en expresar a las autoridades las necesidades de los pacientes para que sean abordadas desde la perspectiva de las políticas públicas.

AVANCES EN TRATAMIENTOS

Respecto de los tratamientos para esta patología a nivel mundial, el doctor Patricio Rojas advirtió que, si bien existe un avance, “no todos los pacientes pueden ser curados, o pueden tener una enfermedad controlada, en especial en el caso de adultos mayores con leucemia aguda, existen acotadas posibilidades terapéuticas. Aun así, hay terapias que parecen promisorias. Ha habido un gran avance en el trasplante de médula ósea, pudiéndose realizar ahora trasplantes semicompatibles (hijos con padres, o padres con hijos); se han desarrollado nuevos anticuerpos específicos contra algunos subtipos de leucemia y ha habido desarrollo en la terapia medida por células contra la leucemia (CART cells) y el desarrollo de nuevas moléculas que interfieran con los mecanismos de la inmortalidad del cáncer”.

¿CUÁNDO ES CRÓNICA Y AGUDA?

Los tratamientos son variados según el tipo y subtipo de la leucemia. Se basan en la quimioterapia, y los objetivos son distintos según si son crónicas o agudas.

Las leucemias agudas tienen una letalidad de prácticamente el 100% sin tratamiento, son enfermedades muy agresivas, por lo que la quimioterapia, que generalmente es intravenosa, busca poder curar, eliminando toda la leucemia que haya. En ocasiones la quimioterapia no es suficiente, y se requiere de un trasplante de médula ósea para que las células madres del donante puedan destruir por completo el cáncer.

En el caso de las leucemias crónicas, por lo general es difícil lograr la cura, pero al ser un cáncer más lento, la enfermedad se puede dejar detenida por varios años, incluso décadas en algunos casos.

En el caso de la leucemia linfoide crónica, hay un grupo de pacientes que nunca requiere tratamiento, pero hay otro que tiene un curso más acelerado que requiere quimioterapia oral o intravenosa.

La leucemia mieloide crónica sin tratamiento tenía una expectativa de vida de 4,5 años, pero con las terapias actuales, que están garantizadas por GES tanto para el sistema público de salud como el privado, permiten sobrevidas, en algunos casos, similares a la población no enferma.