SMA cita a declarar a representantes legales de empresas en bahía de Quintero

Superintendencia del Medio Ambiente detalló que junto con clausurar estanques de ENAP y monitoreo constante, se ordenó interrogar a todos los encargados de compañías ubicadas en la zona, ya que argumenta que es muy difícil determinar qué compañía generó la contaminación del aire.

167

La Superintendencia del Medio Ambiente (SMA) informó que tras la emergencia química que obligó a decretar Alerta Amarilla Sanitaria-Ambiental en las comuna de Quintero y Puchuncaví, “se ha ordenado citar a declarar a los Representantes Legales de los establecimientos ubicados en el área afectada que poseen procesos y/o desarrollan acciones que pueden ser generadoras de los episodios de contaminación ocurridos en la zona”. 

La SMA detalló que esta medida se suma a la “clausura de los estanques T5104 y T5109 ubicados al interior de los terrenos de ENAP en Quintero, los cuales se encuentran desde hace algunos días en labores de mantención; el retiro y confinamiento de todos los residuos oleosos resultantes de las labores de mantención señaladas en el número anterior, tanto en los sistemas de tratamiento como en los dispositivos de acumulación de dichos residuos; y el monitoreo y reporte de Hidrocarburos Totales y Sulfuro de Hidrógeno durante el proceso recién indicado”.

“Las acciones de fiscalización continuarán realizándose con el objetivo de determinar la o las instalaciones, y dentro de ellas, el o los procesos que han generado los problemas mencionados“, indicó la Superintendencia.

“Todos los antecedentes que sean recabados permitirán a esta Superintendencia definir las acciones a seguir en el marco de las competencias fiscalizadoras y, si corresponde, sancionatorias establecidas en la ley”, agregó el organismo.

Según sostuvo la SMA, las actividades de fiscalización se han desarrollado ininterrumpidamente desde el momento mismo que se tomó conocimiento de los eventos de contaminación y han tenido por objeto determinar cuáles, de los múltiples establecimientos industriales ubicados en la zona, pueden constituir el origen de las emanaciones, y cuáles son las características y composición de tales emisiones.

La Superintendencia argumentó que identificar a los responsables “es altamente complejo desde el punto de vista técnico, dadas las circunstancias que rodean este caso, es decir, i) la existencia de numerosos establecimientos industriales de gran escala ubicados uno al lado del otro; ii) el hecho de que muchos de ellos son potencialmente capaces de producir las emanaciones que han afectado a la población, y por último, iii) el hecho de que las emanaciones que provocaron los problemas corresponden a eventos de muy corta duración pero de alta intensidad”. 

La fiscalización a las diversas instalaciones del Complejo Industrial Puchuncaví-Quintero ha estado a cargo de la SMA, la Seremi de Salud de la Región de Valparaíso, la Superintendencia de Electricidad y Combustibles (SEC) y otros organismos competentes.