Contraloría detecta errores en forma de medir la evasión en Transantiago

El informe, realizado entre enero y julio de 2017, se centró en la recolección de datos hecha por los inspectores u observadores “incógnitos” que viajan a bordo de los buses.

799

El informe, realizado entre enero y julio de 2017, se centró en la recolección de datos hecha por los inspectores u observadores “incógnitos” que viajan a bordo de los buses. Así, se revisaron las fichas confeccionadas a mano donde anotan cuántas personas no validan el pasaje, en recorridos elegidos al azar. Esta información fue comparada con la que se digita en planillas Excel, datos a partir de los cuales se estima la evasión en el Transantiago. 

La salida de recursos que genera la evasión del pago del pasaje en el Transantiago lleva a que el Estado deba desembolsar fondos extra para compensar a las siete empresas por las pérdidas sufridas. Debido a la relevancia del problema, la Contraloría General de la República realizó una auditoría, evacuada el 10 de agosto, en que se detallan errores en la forma de medir este índice por parte del Ministerio de Transportes.

Por ejemplo, tal como informa La Tercera hoy, en el software se encontraron direcciones erradas del lugar donde se inició la fiscalización, pues algún funcionario arrastró la celda del Excel. Otro caso detectado es que la cantidad de usuarios que subía a los vehículos era diferente a los que descendían, números que sirven para confirmar lo contabilizado. 

También se apreció que otro fiscalizador aparece observando la evasión en tres puertas de los buses al mismo tiempo, tarea que no puede ser realizada en la práctica. Otra anomalía corresponde a que dos inspectores figuran realizando la misma tarea, a la misma hora y en el mismo bus, lo que no procede. 

Al respecto, Ana Luisa Covarrubias, gerenta de Evasión del Transantiago, explicó que se subsanaron en “gran parte las cosas que planteó la Contraloría, como el registro y la validación de datos”.

Debido a los problemas detectados históricamente, agregó, esta tarea debería ser realizada por un organismo independiente o bien una empresa. Añadió que todo depende de un estudio y que esta labor podría recaer, por ejemplo, en el Instituto Nacional de Estadísticas.