Ezzati sigue internado, mientras sería investigado por otro caso de encubrimiento

La nueva investigación dice relación con denuncias que el cardenal recibió, entre 2011 y 2015, contra el sacerdote Jorge Laplagne Aguirre.

254

El arzobispo de Santiago, Ricardo Ezzati, fue internado en la tarde del jueves en el Hospital Clínico de la Universidad Católica en calle Lira, en el centro de Santiago.

Según señalaron desde el Arzobispado de Santiago a través de una declaración pública, el operativo médico corresponde a “un control de rutina que requiere de hospitalización, observación clínica y exámenes de laboratorio que lo mantendrán hospitalizado las próximas 48 horas”.

De acuerdo a la información de la Iglesia, el procedimiento se realiza de manera frecuente y se relaciona con “su operación realizada en Roma tiempo atrás, con el objeto de instalarle un marcapaso”. 

Mientras que la Fiscalía Regional de O’Higgins estaría investigando al arzobispo por un nuevo caso de presunto encubrimiento de abusos sexuales a menores, indagatoria que se sumaría a la que afecta al cardenal por el caso del excanciller de la arquidiócesis, Óscar Muñoz Toledo.

Según informa este viernes La Tercera, esta nueva investigación a Ezzati dice relación con denuncias que el cardenal recibió, entre 2011 y 2015, contra el sacerdote Jorge Laplagne Aguirre. Sin embargo, no se habrían tomado medidas sancionatorias contra el religioso, situación que para el ente persecutor podría configurar el delito de encubrimiento.

El 13 de julio pasado, el arzobispado ratificó que el 27 de junio se presentó una denuncia en contra del presbítero Jorge Laplagne Aguirre, por un abuso sexual que habría ocurrido hace aproximadamente 13 años, cuando la persona denunciante declara haber sido menor de edad.

El arzobispado añadió en esa oportunidad que en el año 2010 se instruyó una investigación sobre este caso, la que “no pudo acreditar la verosimilitud de los hechos denunciados”. 

Sin embargo, el Arzobispado de Santiago decidió instruir una nueva investigación previa. Mientras dure el proceso -cuyo plazo máximo será de 60 días- el sacerdote fue apartado del oficio de párroco las iglesias San Crescente (Providencia) y Nuestra Señora de Luján (Ñuñoa), y no puede realizar actos públicos propios del ministerio sacerdotal.

La Tercera consigna que, de acuerdo a los antecedentes que se manejan en la causa, el denunciante es un hombre de cerca de 40 años de Maipú, por supuestos abusos sexuales por parte del presbítero. El hecho también habría sido denunciado en 2010, cuando el arzobispo capitalino era el cardenal Francisco Javier Errázuriz.

Los antecedentes de este caso serán consultados a Ezzati en el interrogatorio que el fiscal regional Emiliano Arias le hará al cardenal, en calidad de imputado, el próximo 21 de agosto. En tanto, la fiscalía, junto al equipo del OS-9, se encuentra analizando cada una de las carpetas incautadas en el arzobispado en junio para contrastarla con la versión que pueda entregar Ezzati en su testimonio. Por ahora, se ha revisado más de una docena de expedientes eclesiásticos que registran alguna denuncia por abuso sexual.

Consultado el Arzobispado de Santiago acerca de esta indagatoria, se señaló que “no tenemos antecedentes al respecto”.