Caso Luchsinger-Mackay: acusan al presidente de la DC de guardar silencio como testigo

Abogado defensor de uno de los condenados acusó a Fuad Chahin de no querer declarar en el juicio, a pesar de que supuestamente contaba con una información que podría ser relevante en el juicio.

1478

La defensa de Luis Tralcal, uno de los condenados por el caso Luchsinger-Mackay, expresó sus críticas al presidente de la Democracia Cristiana, Fuad Chahin, asegurando que guardó silencio respecto a una pista clave en la causa. 

De acuerdo a lo informado por radio Universidad de Chile, el parlamentario tuvo un encuentro casual con Tralcal y su esposa, Lisette Melillán, la noche del 3 de enero, a muy pocas horas de ocurrido el incendio que terminó con las vidas de Werner Luchsinger y Vivian Mackay.

Esto habría acontecido en un cajero automático del BancoEstado, ubicado en la Plaza de Armas de Temuco, cerca de las 22:12.

No obstante, la tesis del Ministerio Público afirmaba que un total de 11 personas se reunieron en la casa de la machi Francisca Linconao esa misma noche, entre ellos Tralcal. Lo anterior con el fin de planificar el ataque incendiario, acontecido la madrugada del 4 de enero del 2013.

Esto motivó a que se solicitará que Chahin declarara en el juicio. Pero éste se excusó de acudir al tribunal, a pesar de haber sido citado el 17 de agosto de 2017.

Tras haberse saludado de manera cordial, como recordó Melillán, dado que el exdiputado conocía a la pareja desde que Tralcal realizara una huelga de hambre, en 2010, ella lo contactó dos meses después de la detención de su marido y aseguró que se reunieron en una calle del sector de Cajón, en las cercanías de Vilcún.

Aquella vez, Chahin señaló que esa noche llegó al fundo atacado y que al saber que Tralcal sería uno de los sospechosos, él lo desestimó aduciendo el encuentro que habían tenido horas antes. 

Más tarde, dos meses después, hubo una segunda reunión junto al abogado Sebastián Saavedra, donde el líder de la DC expresó que la situación le complicaba, considerando la relación que su esposa tenía una relación con la familia Mackay. 

En aquella ocasión, Melillán aportó con los documentos bancarios que demostraban el giro que realizó a las 22:12 de la fatídica noche, por lo que solicitaron a Chahin poder entregar los mismos antecedentes.

En una tercera reunión, el exlegislador llevó una cartola con el día y lugar, pero no la hora de la operación bancaria. Luego, se alejaría definitivamente del caso y no presentándose a declarar, a pesar de la petición formal expuesta en el Tribunal Oral en lo Penal de Temuco.

Lo anterior, para el abogado Sebastián Saavedra, “significó una merma en las posibilidades de la defensa, era un testigo presencial con connotación parlamentaria. Habría sido favorable”.

Agregó que presentaron “testigos presenciales de los hechos, pero fueron rechazados por el tribunal aduciendo que no fueron citados durante la investigación, bajo esto el exdiputado Chahin hubiera dado mayor peso a la prueba”.

LA RESPUESTA DE CHAHIN

Ante esto, el presidente de la falange indicó que habían sido efectivo los encuentros con Lisette, “y le dije que no tenía cómo recordar si me había juntado con ella, o no, a eso de las 20 horas, no a eso de las 22 horas como ella señaló”.

“No tenía cómo saberlo, porque después de tanto tiempo nadie recuerda si estuvo un día en específico en un cajero automático, o no. Le expliqué que menos recuerdo a quién vi, porque incluso nos saludamos así de mirada, no conversamos ni nos detuvimos como ella sostiene”, añadió.

Conjuntamente, echó por tierra las acusaciones, señalando que “pedí información bancaria para determinar si efectivamente hice un giro en el cajero automático ese día a la hora señalada, pero el banco me respondió que era imposible porque ese registro se guardaba sólo por tres años y había pasado más tiempo”.

Al concluir, Chahin descartó que su esposa tenga algún parentesco con la familia Luchsinger-Mackay y sobre la condena de 20 años de cárcel que pesa sobre Luis Tralcal, sólo se limitó a señalar que él nunca comenta los fallos judiciales.