Caso Luchsinger Mackay: temen que uno de los condenados haya escapado a Argentina

El fiscal Héctor Leiva señaló no ha recibido antecedentes respecto a una posible salida del país de Luis Tralcal Quidel, que fue condenado a presidio perpetuo simple.

437

Jorge Luchsinger Mackay, el hijo mayor del matrimonio muerto en el incendio de 2013, expresó su preocupación ante la posibilidad de que Luis Tralcal Quidel, condenado a presidio perpetuo simple en el caso, haya escapado a Argentina o esté a punto de hacerlo, puesto que se mantiene prófugo. 

En declaraciones a El Mercurio, Luchsinger afirmó que “él está acostumbrado a arrancar de la justicia y eso lo inculpa más y es un antecedente que da pie a la condena que obtuvo”.

Recordó que “esta persona ya estuvo prófuga de la justicia en un proceso anterior” y el jueves abogó para que “el sistema logre dar con él para hacerlo cumplir su sentencia”.

En tanto, el abogado de la familia, Carlos Tenorio, señaló al diario que “alegamos la pertinencia de la prisión preventiva, porque es una persona que habitualmente incumple las resoluciones judiciales”.

A su vez, la vocera de los agricultores de Victoria Malleco, Gloria Naveillán, concordó con Luchsinger respecto de que “la posibilidad de que haya pasado hacia el lado argentino es bastante cierta, porque existe un tránsito importante por pasos ilegales de la región”.

Agregó que “no podemos olvidar que es una persona que tiene muchos nexos en el extranjero y que recibió instrucción militar en Colombia”. 

Tralcal Quidel estuvo con arresto domiciliario durante el juicio que comenzó el 26 de febrero de este año. El 5 de mayo, fecha de la lectura de veredicto, no compareció. Desde el 22 de ese mes, cuando se realizó una audiencia para fijar medidas cautelares en su contra, se halla con orden de captura.

Consultado respecto de una eventual salida del país de Tralcal Quidel, el fiscal Héctor Leiva, que integra el equipo de persecutores del caso Luchsinger, señaló que la fiscalía no ha recibido antecedentes en tal sentido. “No, por ahora no existe esa información”, indicó.

Sobre la tardanza en pedir una orden de detención para Tralcal Quidel, el persecutor precisó que “la solicitud se hizo en la oportunidad procesal en que se podía plantear. Una vez que se conoció el veredicto, se planteó de inmediato el debate sobre las medidas cautelares y respecto de él se fijó una audiencia posterior por parte del tribunal”.

Otro de los condenados, José Tralcal Coche, una vez conocida su sentencia de presidio perpetuo simple, manifestó que iniciará una huelga de hambre si la condena en su contra queda a firme. 

Respecto de si existe preocupación en la fiscalía de que este también pueda evadirse, Leiva indicó que “estamos atentos a la situación del imputado para evaluar, en su momento, que se pueda cumplir con la sentencia”.