Aumento de paperas en Chile: ¿Por qué ahora?

Un experto detalla los síntomas y las eventuales complicaciones de esta enfermedad, también conocida como parotiditis viral epidémica, que afecta principalmente a jóvenes o adultos jóvenes.

4162

Preocupación ha causado el explosivo aumento de los casos de paperas en Chile, luego que las notificaciones se triplicaran en el primer trimestre, marcando la tasa más alta de los últimos 23 años, según los datos del Ministerio de Salud.

Tradicionalmente las paperas o parotiditis viral epidémica han sido una enfermedad muy frecuente de la infancia. Sin embargo, el cambio vino de la mano de la política de inmunización implementada en el país en 1990, “cuando se inicia la vacunación contra el virus y los casos de paperas disminuyen dramáticamente a menos de un 10% de las tasas previamente notificadas”, explicó el doctor Jaime Cisneros, de Nueva Clínica Cordillera.

La vacuna (que se administra como Tres-Vírica, junto a la rubéola y el sarampión), se aplica en los niños al cumplir 1 año y se revacuna a los 6 años, cuando están en 1º básico. “Tiene una extraordinaria eficacia. Hay numerosos ensayos clínicos que muestran seroconversión en más del 95% de los vacunados después de una dosis y de casi el 100% después de 2 dosis. Por lo tanto, los niños vacunados no se enferman de paperas, y sería muy raro si ocurriera”, señaló el pediatra.

Sin embargo, esta vacuna hecha del Paramixovirus llamado cepa Jeryl Lynn (en honor a la niña que enfermó y de la cual se extrajo el suero) “debido a la secuencia aminoacídica de su antígeno no es capaz de producir una respuesta lo suficientemente potente como para facilitar la interacción entre los linfocitos B (memoria definitiva) y los linfocitos T CD4 que es requerida para una memoria inmunológica robusta”.

De ahí que se hable de que la vacuna pierde efectividad con el correr de los años y por eso actualmente en Chile los principales afectados con este brote son jóvenes o adultos jóvenes. “La memoria inmunológica comienza a decaer después de los 16 a 18 años de haber recibido la vacuna. Y esto explica que una persona vacunada pueda enfermar hoy en día de parotiditis”, resumió el doctor.

CÓMO SE CONTAGIA

El virus se transmite de persona a persona por vía respiratoria a través de las gotitas de saliva que se producen al hablar, o por secreción nasal, o por contacto directo con saliva de una persona infectada.

“Una persona puede contagiar el virus desde 7 días antes de la aparición de los síntomas y hasta 9 días después, con un periodo de máxima transmisibilidad desde los 2 días anteriores al inicio de la enfermedad y los 4 días posteriores. Hay personas infectadas que no presentan síntomas de enfermedad, pero sí pueden transmitir el virus”, explica Cisneros.

OJO CON ESTOS SÍNTOMAS

Respecto a los síntomas a los que hay que estar atentos, el pediatra detalla que, al enfermar, por lo general, “las parótidas se inflaman y duelen durante un período de entre 3 y 5 días. Este es un dolor que se intensifica al tragar, hablar, masticar o beber jugos ácidos. En 50% de los casos, la inflamación es unilateral y a la semana siguiente de ocurridos estos síntomas, se inflama el otro lado”.

COMPLICACIONES

En algunos casos, las paperas o parotiditis pueden generar ciertas complicaciones, que se presentan con más frecuencia cuando esta enfermedad se padece durante la edad adulta, afectando a otros órganos como el testículo (orquitis), ovario (ooforitis), páncreas (pancreatitis) y cerebro (meningitis urliana).