Fiebre amarilla: Ministro de Salud encabeza inicio de vacunación en Rapa Nui

La inoculación es de carácter preventivo y tiene como fin evitar que este virus pueda ingresar o generarse en la isla, considerando que ya hay un brote de dengue, transmitido por el mismo vector.

482

Hasta Isla de Pascua se trasladó el ministro de Salud, Emilio Santelices, para dar inicio este martes a la campaña de vacunación preventiva contra la fiebre amarilla, con la que la autoridad busca proteger a toda la población adulta y prevenir un posible brote.

Esto, después de que el pasado jueves 3 de mayo se anunciara un proceso de vacunación para todos los residentes de lugar que ya tiene un brote de dengue trasmitido por el mismo mosquito que porta ambos virus, además del zika y el chicunguña.

“En la Isla no se han presentado casos a la fecha, pero de igual manera y con el fin de proteger a la población, como ministerio hemos dispuesto 5 mil dosis de vacunas para proporcionarlas a los isleños”, indicó el secretario de Estado.

La decisión de reforzar la estrategia de prevención se tomó considerando la presencia del vector Aedes Aegypti en la Isla de Pascua, el ingreso permanente de personas y turistas provenientes de áreas endémicas de la enfermedad, y el crecimiento de la población residente no inmunizada.

“Se incorporó al programa nacional la vacunación de todos los niños con dieciocho meses de edad, que es parte de la primera fase preventiva y a continuación queremos alcanzar a la población adulta. Queremos cubrir el 90 por ciento de la población para dar tranquilidad a los isleños”, agregó la autoridad.

Santelices aprovechó también de informar que en la Isla se han presentado dieciséis casos de dengue, los que se encuentran controlados y sin problemas de salud.

“Hemos dispuesto realizar acciones específicas para prevenir nuevos casos de dengue. Hemos fortalecido medidas preventivas, como la fumigación y no tenemos más casos reportados, pero aun así, se mantiene la alerta sanitaria en este sentido”, aclaró

La campaña se realizará de forma paulatina, iniciando con niños que cumplen 18 meses a abril de 2018 y en los meses progresivos se incorporará al otro grupo objetivo, correspondiente a la población entre 19 meses y 60 años.

Para ello, se han comprado 5000 vacunas y la cantidad disponible en la Isla son 1.700.