Atentado incendiario a casa de fiscal de Aysén fue planificado desde la cárcel

Otras cuatro personas fueron formalizadas ayer por el atentado incendiario contra la casa del fiscal adjunto de Puerto Aysén, Pedro Poblete, cometido en la madrugada del 28 de enero pasado y planificado desde el interior de la cárcel local.

626

Otras cuatro personas fueron formalizadas ayer por el atentado incendiario contra la casa del fiscal adjunto de Puerto Aysén, Pedro Poblete, cometido en la madrugada del 28 de enero pasado y planificado desde el interior de la cárcel local. 

La audiencia se realizó en el Juzgado de Garantía de Coyhaique, donde el fiscal Luis González formalizó a Claudio Andrés González Avendaño, Marco Benjamín Maldonado Aguilera, Diego Nicolás Bastídas Orellana y Matías Rodolfo Castillo González por los delitos de atentado contra la autoridad e incendio de vivienda. 

Tres de ellos están cumpliendo condena en la cárcel de Aysén y son sindicados como autores intelectuales, mientras que el cuarto sujeto se encuentra en libertad condicional y se le considera cómplice, debido a que realizó labores de seguimiento al fiscal y contactó al individuo que finalmente perpetró el atentado incendiario. 

Este último es Pedro Alejandro Mansilla Vargas (32), quien fue detenido y formalizado el pasado 31 de enero, tras lo cual quedó en prisión preventiva en la cárcel de Coyhaique. Mansilla utilizó tres botellas con líquidos acelerantes para prender fuego a la casa del fiscal Poblete en Puerto Aysén.

Mansilla fue capturado por vecinos del fiscal cuando escapaba luego de iniciar el fuego en el frontis del inmueble y fue entregado por los propios ciudadanos a Carabineros. Registra condenas anteriores por microtráfico y robo con violencia. 

Tras la formalización de ayer, los cuatro imputados quedaron sin medidas cautelares en esta causa específica, por resolución del Juzgado de Garantía, aunque tres de ellos siguen presos ya que cumplen penas por otros delitos y el cuarto se encuentra cumpliendo una condena en libertad. 

“Esto fue planificado al interior de la cárcel de Puerto Aysén, se trata de un hecho gravísimo”, declaró el fiscal regional subrogante de Aysén, Néstor Gómez.