Junten miedo: La sorpresa que tendrá el Mundial de Rusia

El presidente del ente rector del balompié, Gianni Infantino, dio a conocer la noticia en rueda de prensa en Bogotá.

775

El Mundial de Rusia 2018 será el primero en tener videoarbitraje (VAR). El controvertido sistema con el que se quieren evitar las injusticias en el deporte más popular del planeta fue aprobado este viernes por la FIFA. 

“Vamos a tener el primer mundial, en 2018, con el VAR, esto ha sido aprobado, decidido, estamos por supuesto muy contentos con la decisión”, dijo el presidente del ente rector del balompié, Gianni Infantino, en rueda de prensa en Bogotá.

El consejo directivo del organismo, que se reunió este viernes en la capital colombiana, dio el paso para la mayor revolución en una Copa del Mundo desde la incorporación de la tecnología en la línea de gol (GLT) en 2014.

“Lo que queremos es ayudar, dar la posibilidad al árbitro de tener una ayuda más cuando tiene que tomar decisiones importantes, y en un Mundial se toman decisiones muy importantes”, agregó.

Todavía resistido por muchos, el VAR fue avalado tras el visto bueno que recibió a principio de mes del International Board, garante de las normas del fútbol.

La FIFA dio luz verde al uso de este costoso sistema tecnológico de ayuda en cuatro situaciones: validación o no de un gol, sancionar o no un penal, atribuir o no una tarjeta roja, y corregir un error de identificación de un jugador amonestado. 

No es posible que en el 2018 todo el mundo, en el estadio o en su casa, sabe en unos segundos si el árbitro cometió un error grave, y (el juez) no porque no quiere (saberlo), sino porque nosotros le prohibimos de hacerlo”, sostuvo Infantino.

Tras su aprobación para la próxima Copa del Mundo, el VAR se irá implementando gradualmente en torneos regionales o domésticos. 

“El VAR ayuda al árbitro y vamos a tener un fútbol más transparente y justo, y eso es lo que queremos”, justificó Infantino.

Cabe destacar que el sistema pretende evitar y esclarecer hechos insólitos como los del Mundial de 1986 con la famosa “Mano de Dios” de Maradona en cuartos de final, y el “Gol Fantasma” de Geoff Hurst en la final del Mundial de 1966.