Asociación de fiscales respalda querella contra Dipolcar y repudia “montaje”

El punto final de la investigación de la "Operación Huracán" determinada por presuntos montajes generó duras críticas de la orden.

462

Como “gravísima” calificó Trinidad Steinert, presidenta de la Asociación Nacional de Fiscales, la acusación contra la Dirección de Inteligencia Policial de Carabineros (Dipolcar), por presunto montajes en el marco de la denominada “Operación Huracán”, agregando que esto “afecta la credibilidad de Carabineros”. También señaló que “esto se debe investigar a fondo, caiga quien caiga”.

La Asociación de Fiscales expresó a través de su cuenta de Twitter “Los Fiscales de Chile repudiamos la falsificación de evidencia realizada en causa Operación Huracán. Todo el apoyo a nuestro colega Luis Arroyo, y que se llegue hasta el final en la investigación que lleva la @FISCALIA_IX por estos hechos y en la querella presentada por Luis”.

La última parte de la declaración hace referencia a la querella que presentó el fiscal jefe de Alta Complejidad de La Araucanía, Luis Arroyo, contra los agentes de la Dirección de Inteligencia Policial de Carabineros (Dipolcar) que intentaron, según denunció Arroyo,  involucrarlo a él y a una abogada asesora en la supuesta filtración de antecedentes de la “Operación Huracán” a Héctor Llaitul, vocero de la Coordinadora Arauco Malleco (CAM).

El 26 de diciembre, según la acción judicial presentada en el Juzgado de Garantía de Temuco, la Dipolcar notificó al fiscal Arroyo de una investigación en contra de su abogada asistente Mónica Palma, por el presunto delito de obstrucción a la investigación. Debido a una supuesta relación con sentimental con la funcionaria la pesquisa incluía al fiscal, por presunto encubrimiento de su parte.

Después de revelarse la querella, el fiscal regional de La Araucanía, Cristian Paredes, comunicó la decisión de no perseverar en investigación por asociación ilícita terrorista e incendio en carácter de terrorista en la llamada “Operación Huracán”.