Aylwin se defiende: TS no tiene la “competencia” para decidir su expulsión de la DC

La exministra de Educación había dicho sentirse más cercana a Chile Vamos que con el bloque oficialista.

386

La ex ministra Mariana Aylwin envió al Tribunal Supremo (TS) de la DC un documento con su defensa ante la solicitud de expulsión que enfrenta, acusando de que dicha instancia disciplinaria no tendría la “competencia” para dirimir su caso.

El documento de seis carillas -enviado vía mail- Aylwin sostuvo que las acusaciones que pesan en su contra son “consideraciones políticas” y que “no tienen que ver con ninguna transgresión a los estatutos”, según consignó T13.

“Por lo mismo, con el mayor respeto por el Tribunal Supremo, sostengo que no tiene competencia para dirimir sobre una acusación que pretende acallar opiniones políticas. Por lo tanto, este es un testimonio de las ideas que he sostenido y no una defensa de una acusación que resulta inaceptable en un partido democrático y en el siglo XXI”, acotó.

La ex secretaria de Estado manifestó también que “nunca” ha votado por un candidato que no sea del partido o el que el partido haya acordado en una “instancia legítima”.

“Participé lealmente como encargada programática representando al partido en la campaña de Ricardo Lagos y luego cumplí la misma función en la campaña de Soledad Alvear en la primaria del año 2005, candidatura que se vio truncada por la falta de apoyo partidario. Lo mismo hice durante la campaña a primarias del 2013, apoyando a nuestro candidato Claudio Orrego, que –abandonado por quienes corrieron a refugiarse en la popularidad de Michelle Bachelet- obtuvo un tercer lugar. Ahí no estuvieron muchos de los que hoy se arrogan una autoridad moral para acusarme”, acotó.

Además, destacó que apoyó “lealmente a Carolina Goic, tanto en su programa como en la campaña territorial y a muchos candidatos al Congreso, en regiones y en Santiago, especialmente a jóvenes, lo que tampoco hicieron muchos de los que hoy me cuestionan”

En el documento, Aylwin también explica sus críticas al Partido Comunista (PC) y a la Nueva Mayoría, asegurando que “manifesté mi discrepancia con la alianza con el Partido Comunista, porque tenemos una concepción radicalmente distinta respecto de la democracia y los derechos humanos. Pero la acepté, porque fue decisión de las instancias legítimas del partido”.

Manifesté mi discrepancia con el programa de Michelle Bachelet, especialmente en educación, en el cual nuestros equipos tuvieron escasa participación. Lo percibí como el inicio del predominio y la imposición de la visión de una izquierda rupturista, aprovechando una mayoría circunstancial. Manifesté mis críticas a la primera reforma educacional que, posteriormente, muchos han aceptado (incluso dentro del gobierno)”, agregó.

Mariana Aylwin da golpe a la DC: Me siento más identificada con Chile Vamos