¿Qué es y para qué sirve?: Cinco razones para encriptar tus archivos para protegerlos

Las amenazas digitales se siguen multiplicando en número y nunca está demás tomar varias medidas de resguardo para cuidar tus equipos.

429

Las amenazas digitales se siguen multiplicando cada año y es así como también se hace necesario evolucionar en las medidas de seguridad que se pueden tomar. Las grandes organizaciones y lo están practicando por razones obvias: protección de archivos, estabilidad de sistemas, etc.

Sin embargo, la tendencia entre los usuarios es a la baja. Si bien existe consciencia sobre los peligros a los que un equipo está sometido con una conexión a internet sin controles de seguridad.

Por ejemplo, en un notebook se puede almacenar no solo información importante, proyectos de trabajo, tesis, fotos personales, documentos o contratos, también un sinfín de datos que en manos equivocadas podría ser peligroso. Es por eso que contar con un sistema de seguridad es primordial cuando quieres resguardar tu privacidad y para esto, lo básico que debes tener es un disco de almacenamiento con encriptación.

¿Qué es un disco encriptado? y ¿es suficiente para proteger mi  computador? son algunas de las preguntas que responde el director de ventas de Micron Technolgy para América Latina y el Caribe, Ricardo Vidal. En cinco puntos aclara todas las dudas que puedas tener sobre esta materia.

1. ¿Cómo funciona la encriptación?

La encriptación es una herramienta que a través de algoritmos matemáticos y derivados de manera aleatoria, permite convertir información “abierta” en datos cifrados, que solo pueden ser desbloqueados con la misma combinación generada previamente por el disco.

“Es decir, todos los archivos, rutas de acceso, sistema operativo y softwares quedan protegidos a través de un código que impide el acceso  de un extraño al sistema” explica el Ricardo Vidal.

2.  ¿Todos los discos de almacenamiento cuentan con este sistema?

No, el disco duro (HDD) se compone de varios discos rígidos unidos por un mismo eje y que gira a gran velocidad dentro de una caja metálica. Su funcionamiento metálico no solo ocupa más energía, sino que también más riesgosa.

En cambio, los discos de estado sólido (SSD) generalmente vienen con el sistema de encriptación incorporado, sin embargo no todos cuentan con esta tecnología.

“Nuestra línea de Crucial, además de tener todos los dispositivos con esta tecnología, también es compatible con todos los programas que requieren encriptación en su funcionamiento, eso es algo que no todos las SSD del mercado tienen incoporado”, añade Vidal.

3. Existen distintos niveles de encriptación.

No solo se trata de encriptar archivos o datos, sino que también esta protección también abarca distintas áreas del equipo y se divide de la siguiente manera: archivos y rutas de acceso; sistema operativo y sistema de arranque. La encriptación se puede hacer de manera parcial o completa, cuando el proceso abarca todas las áreas el proceso se llama Encriptación Completa del Disco (FDE por su nombre en inglés), siendo el método más seguro.

4. Claves, reconocimiento facial, huella digital, credenciales…

Existen distintos método para proteger los archivos y sistema operativo de los dispositivos que cuentan con el método de encriptación. Los más avanzados pueden ser a través de la biométrica, huella digital y o tarjetas virtuales, pero en caso de los usuarios la forma tradicional para proteger sus computadores es a través de las claves.

Si bien la encriptación es un método seguro, es necesario contar con una contraseña difícil de descifrar. La recomendación es usar claves extensas y no ejemplos como “1234” o “contrasena1”, éstas pueden ser descubiertas por hackers en cosa de minutos.

5. Contar con un disco encriptado es lo básico para proteger tu computador

Si bien contar las SSD con sistema de encriptación son una importante barrera ante el ataque de un externo a tu equipo, desde Micron enfatizan en que esto es sólo una parte cuando se trata de evitar el extravío de información. Es por eso que además del disco, la recomendación de los expertos es contar con antivurs y actualizarlos, cambiar constantemente las contraseñas, tener respaldos (ya sea en la nube o un disco externo). Complementando con estas prácticas, podrás tener la tranquilidad que tu información estará a salvo.