Lanzan innovador sistema tecnológico para reducir las listas de espera en hospitales

Este mecanismo de telemedicina también gestiona los tiempos de atención, el acceso a especialistas y la colaboración entre equipos médicos.

465

Uno de los grandes problemas que existe en nuestro país en materia de salud son las largas e interminables listas de espera en los hospitales públicos. Según la Subsecretaría de Redes, casi 25 mil personas murieron en Chile durante el año 2016 mientras esperaban ser atendidos.

Atendiendo a esta problemática Servicios B3, expertos en soluciones tecnológicas, en conjunto con Medical TIC, desarrollaron mecanismos de telemedicina para apoyar la gestión de listas de espera, tiempos de atención, acceso a especialistas, colaboración entre equipos médicos, entre otras gestiones, optimizando el uso de los recursos y mejorando la satisfacción de los pacientes.

La telemedicina es la prestación de servicios médicos a distancia y para su implementación se necesita aplicación de tecnología y comunicación. Sin embargo, además del equipamiento tecnológico, la alianza de estas dos compañías detectó otros dos factores fundamentales: la definición de procesos y procedimientos y la gestión clínica y administrativa, lo que a su vez puede traer múltiples beneficios, tales como atención oportuna de pacientes, entrenamiento constante del personal, evitar derivaciones y traslados, disminuyendo costos de operación y, sobre todo, disminuye las listas de espera.

Por ejemplo, en una atención actual en postas rurales el paciente debe asistir al establecimiento donde es atendido por un técnico superior universitario. Si el profesional no logra resolver el problema, debe derivar, por protocolo, al paciente a un centro de salud y este al llegar debe esperar ser atendido por un médico, sin aún tener un diagnóstico de lo que ocurre, trámite que puede durar varias horas.

En el caso de un nuevo procedimiento, la atención sería mucho más rápida y efectiva, ya que, si el profesional no llega a la raíz del problema, puede pedir apoyo vía telemedicina reuniendo los antecedentes del paciente y enviándola antes al médico, donde será chequeada y se realizará una sesión de teleconsulta. Luego de eso, con mucho más propiedad y objetividad, el profesional decidirá si es necesario su traslado a un centro asistencial o trasladado a su hogar en caso de que no sea grave.

La tecnología cada día avanza a pasos agigantados, siendo parte incluso de procesos importantes como la educación, comunicación, salud, entre otros. En el caso de la telemedicina, su aporte alcanza al 20% del total de la asistencia al paciente.

Para conocer más sobre las soluciones visita www.btres.cl.