“Operación Huracán”: Carabineros pide más protección para agentes encubiertos

El general Gonzalo Blu, pidió este domingo reformar la ley para proteger la labor del agente encubierto de inteligencia.

1587

El director nacional de Inteligencia de Carabineros, general Gonzalo Blu, pidió hoy reformar la ley para proteger la labor del agente encubierto de inteligencia y, de esa manera, agilizar la investigación de, por ejemplo, los atentados incendiarios en la zona del conflicto mapuche en las regiones del Biobío, La Araucanía y Los Ríos.

El general Blu se trasladó hoy a Temuco para entregar detalles de la “Operación Huracán” dirigida contra las supuestas cúpulas de la Coordinadora Arauco Malleco (CAM) y la organización Weichan Aukan Mapu (WAM), y que derivó en la prisión preventiva de los ocho detenidos en los operativos de ayer en las tres regiones.

Explicó que “de conformidad a la Ley N° 19.974 sobre el sistema de inteligencia del estado, que me entrega la facultad para liberar la información de inteligencia, procedí a liberar información a la fiscalía de La Araucanía ciertos antecedentes relacionados con la violencia rural, antecedentes contundentes”.

En poder de estos antecedentes, la fiscalía requirió al Juzgado de Garantía de Temuco las órdenes de detención de 10 personas y los allanamientos de domicilios de otras cinco. De esta manera, se procedió a la detención de cuatro personas en Temuco y una en Los Ángeles, Concepción, Talcahuano y Ercilla.

Añadió que los antecedentes los vinculan con al menos tres atentados incendiarios realizados desde marzo a la fecha: El primero el 12 de marzo en Lautaro y la quema de 15 camiones de la empresa de Transportes Trans-Cavalieri; luego, el 19 de agosto en Padre Las Casas, con la quema de 18 camiones que prestaban servicio a la empresa Luchetti; y el 4 de septiembre en el fundo la envidia Pumanal, donde quemaron 6 vehículos entre camiones y maquinaria.

Afirmó que con la detención de estas ocho personas se desbarataron ambas organizaciones criminales en las que tenían diferentes escalas de participación, algunos planificando y entregando recursos y otros que realizaron los atentados propiamente tal. Según dijo, cuatro pertenecen a la CAM y los otros cuatro a la WAM, y en ocasiones actuaban juntos.

Vamos a seguir trabajando por cuanto esto recién comienza, estamos investigando a otras personas de manera de aclarar los atentados en la zona”, señaló, y en ese contexto expresó que “sería importante modificar algunas leyes que permitan investigaciones mucho más agiles y la protección de los agentes de inteligencia”.

Explicó que “yo puedo autorizar a un funcionario que haga de agente encubierto, sin embargo pueden tener determinada responsabilidad criminal ante alguna situación especial que lo involucre en el procedimiento, no así el agente encubierto de la ley de drogas. Esa es una de las modificaciones que estamos solicitando y que obviamente nos facilitaría un trabajo mucho más óptimo”.

También dijo que gracias al trabajo de inteligencia, la unidad operativa de La Araucanía, a la fecha, ha logrado la detención de 167 personas con órdenes pendientes por hechos relacionados con la violencia rural, sin considerar los 8 detenidos ayer.

En cuanto a los antecedentes que se manejan sobre los involucrados, afirmó que “nosotros mantenemos interceptaciones telefónicas permanentes de determinadas personas que son blanco de interés para el área de inteligencia”. Y agregó que en este caso concreto hay “mucho material importante que va a dar cuenta de que esa información es efectiva”, incluyendo peritajes a celulares y computadores a cargo del Labocar.

“Tenemos otros grupos debidamente identificados y seguramente en el futuro próximo vamos a seguir liberando información”, concluyó.

Este domingo en Temuco, la Fiscalía de Alta Complejidad de La Araucanía formalizó por asociación ilícita en carácter terrorista al vocero de la CAM, Héctor Llaitul Carrillanca; a su hijo Ernesto Llaitul Pezoa; al werken de la Comunidad Autónoma de Temucuicui, Jaime Huenchullán Cayul, y a su hermano; al ex mirista David Cid Aedo; al estudiante universitario Claudio Leiva Rivera; y a los comuneros Martín Curiche Curiqueo y Fidel Tranamil Nahuel. Todos quedaron en prisión preventiva.