Cómo evitar lesiones al momento de practicar fútbol con amigos

El kinesiólogo de Clínica Ciudad del Mar, Felipe Bravo, se refiere a las principales lesiones de quienes practican el balompié de manera aficionada y cómo evitarlas.

240

El fútbol es pasión de multitudes, un deporte que despierta popularidad en grandes y chicos. Así, es frecuente ver que grupos de amigos o compañeros de trabajo se reúnan al menos una vez a la semana para jugar un partido recreativo.

Y si bien siempre es positivo realizar actividad física, la falta de entrenamiento y preparación puede llegar a ocasionar lesiones dolorosas, que a diferencia de los profesionales, tardan más en sanar.

Contusiones, contracturas y desgarros, además de esguinces y moretones, son los principales traumatismos que los aficionados pueden llegar a sufrir.

“Los problemas más frecuentes entre quienes juegan fútbol el fin de semana son los que afectan a las extremidades inferiores, específicamente los esguinces de rodilla y tobillo y los desgarros musculares y contusiones de diferente magnitud”, explica Felipe Bravo, kinesiólogo de Clínica Ciudad del Mar.

Por lo mismo, el especialista recomienda, ante todo, utilizar indumentaria deportiva adecuada, comenzando por zapatos adecuados, que den buen apoyo y estabilidad acorde a la superficie donde se juega, para evitar lesiones de ligamentos de la rodilla y tobillo. Además, es esencial el uso de canilleras para proteger esa zona de la pierna. “Éstas ayudan a disminuir las fracturas en más de un 30%”, precisa Bravo.

Previa preparación

Pero además de la vestimenta, es esencial realizar un calentamiento previo a iniciar las actividades. “Una adecuada indumentaria, más 20 minutos, mínimo, de calentamiento antes del partido, elongar, hidratarse bien y tener un buen dormir el día antes, disminuye considerablemente las lesiones”, sostiene el kinesiólogo de Clínica Ciudad del Mar.

Además, agrega el profesional, siempre es necesario que la persona se realice un chequeo médico tanto cardiológico y traumatológico antes de comenzar a jugar a este o cualquier tipo de actividad física. Esto, con el fin de evitar lesiones y eventos cardíacos.

“Es importante que desde pequeños, todas la personas que hagan algún deporte se realicen los exámenes correspondientes a su edad y a los antecedentes personales y familiares que presenten, así como también acudan al especialista adecuado de acuerdo a la etapa que están viviendo. En el caso de los niños, es necesario que consulten a un pediatra mientras que los adultos deben acudir tanto al cardiólogo como al traumatólogo”, explica.

Consejos

Cuando se produce una lesión muscular, Felipe Bravo recomienda acudir a un especialista, de modo que se pueda definir el tipo, magnitud, ubicación y demás características del trauma, para que se pueda obtener un mejor pronóstico sobre la demora en la recuperación.

En el caso de los esguinces, lo primordial es descartar la presencia de fracturas asociadas. “Aquí será necesario el apoyo kinesiológico para mejorar la función de la extremidad y retomar lo antes posible las actividades físicas”, precisa el especialista.

Finalmente, el kinesiólogo de Clínica Ciudad del Mar entrega una serie de consejos para los amantes del fútbol y para que su pasatiempo no se transforme en una pesadilla:

· Elongar y calentar antes de la actividad

· Usar el equipamiento necesario, como ropa cómoda y suelta que permita realizar el ejercicio sin complicaciones

· Consumir abundante agua

· Consultar con un especialista previo al inicio de este pasatiempo

· Realizar chequeos preventivos

El kinesiólogo Felipe Bravo sostiene que sostiene que es importante educar a la población a tener una rutina activa y deportiva, día a día, con hábitos alimenticios equilibrados, y en este sentido, la práctica de fútbol una o más veces a la semana es un muy buen inicio.

“Estas actividades ayudan a una mejor calidad de vida, con mejores perspectivas en cuanto al desarrollo de enfermedades, por lo que siempre son muy recomendadas”, puntualiza.