10 consejos para evitar enfermedades cardiovasculares

Investigaciones en enfermedades cardiovasculares a nivel nacional e internacional ha mostrado que la depresión y el estrés son factores de riesgo que aumentan la probabilidad de sufrir un evento cardiovascular.

710

Las enfermedades cardiovasculares (ECV) son la primera causa de mortalidad en adultos. Entre ellas, el infarto agudo al miocardio y el accidente cerebrovascular son la primera causa de muerte en Chile.

“La mayoría de las enfermedades cardiovasculares son prevenibles. Existen factores de riesgo no modificables, es decir, son aquello en que no podemos hacer nada para disminuir o eliminar su efecto como la edad. Hombres de 45 años en adelante y mujeres de 55 años en adelante. Alrededor del 82% de las personas que mueren de enfermedades coronarias son mayores de 65 años”, explica Felipe Díaz, académico de la Facultad de Enfermería de la Universidad Andrés Bello.

El enfermero experto en enfermedades cardiovasculares agrega que otro factor no modificable es el sexo. “Los hombres y mujeres posmenopáusicas tienen mayor riesgo de padecer ECV. Las mujeres tienen más riesgo de muerte por ECV debido a que los síntomas presentados en ellas son más inespecíficos en comparación con los hombres. Además, si una persona ya tuvo un evento cardiovascular, tiene más riesgo de padecer un segundo episodio”, subraya.

El antecedente familiar o herencia (incluyendo la raza) también es un factor. “Los hijos de padres con enfermedad cardiaca son más propensos a desarrollarla también”, apunta el académico UNAB.

FACTORES DE RIESGO MODIFICABLES 

El enfermero pone énfasis en la necesidad de prevenir los factores de riesgo modificables. “Es decir, aquellos en que se pueden disminuir o anular completamente su efecto a través de cambios en nuestro estilo de vida. Afortunadamente son la mayoría de los factores de riesgo.”, advierte.

Entre estos factores están: el colesterol alto (Dislipidemia), Diabetes, Hipertensión, Tabaquismo y Obesidad.

Nueva evidencia en investigaciones en enfermedades cardiovasculares a nivel nacional e internacional ha mostrado que la depresión y el estrés son factores de riesgo que aumentan la probabilidad de sufrir un evento cardiovascular. Es importante considerar esto ya que estos factores son cada vez más prevalentes en población chilena”, argumenta el experto.

RECOMENDACIONES 

Felipe Díaz proporciona una serie de recomendaciones para disminuir el riesgo de enfermedades cardiovasculares:

Mantener al menos 150 minutos semanales de actividad aeróbica moderada (por ejemplo, 30 minutos por 5 días de andar en bicicleta, caminata rápida, bailar, etc).

Mantener un peso saludable. La grasa abdominal está asociada a un mayor riesgo cardiovascular.

Dejar de fumar: Es uno de los factores que aumenta el riesgo de un evento cardiovascular.

Incluir en la dieta variedad de frutas y verduras.

Dormir entre 6 y 8 horas diarias.

Consumir productos lácteos descremados o semidescremados

Consumir frutos secos y legumbres.

Aumentar el consumo de pescado.

Disminuir el consumo de sal y productos altos en sodio.

Realizar chequeos médicos. La presión alta y el colesterol alto comienzan a dañar su organismo mucho antes que usted sienta algo. Es importante pesquisar cualquier anomalía con anticipación.