Experto: “La posibilidad que un meteorito caiga en una ciudad es mínima”

Tras el fenómeno ocurrido el jueves en La Araucanía, donde una gran explosión alertó a muchos habitantes, el tema de que se debía a un bólido preocupó a muchos. Pero el astrónomo Lucas Cieza afirmó que el peligro es muy bajo.

615

Un gran estruendo sorprendió y preocupó a miles de habitantes de la región de La Araucanía en la mañana del jueves 17 de agosto. Personas de ciudades distantes, como Temuco, Lautaro, Chol Chol y Pucón reportaron la fuerte explosión.

El fenómeno solo se puedo escuchar, pero no hubo un video que lo detectara. Sin embargo, la hipótesis más concreta de los expertos es que se trató de un meteorito que ingresó a la atmósfera y se desintegró en el aire.

Por lo menos, así lo afirma el astrónomo, académico e investigador del Núcleo de Astronomía de la Facultad de Ingeniería y Ciencias de la Universidad Diego Portales, Lucas Cieza, quien explicó a La Nación que “para poner esto en contexto, el Sistema Solar está lleno de objetos de distintos tamaños y constantemente caen a la Tierra. Los objetos más pequeños caen todos los días y básicamente si uno va cualquier noche a un descampado fuera de la ciudad, puede ver las estrellas fugaces. Esas estrellas fugaces son simplemente objetos del tamaño de una partícula de arena, que cuando llegan a la atmósfera a gran velocidad se desintegran. Objetos más grandes, son menos frecuentes que lleguen a la órbita terrestre”.

Astrónomo Lucas Cieza (UDP).

Pero aclaró que “no debe ser un objeto muy grande para hacer un gran ruido, inclusive el antecedente más cercano fue lo que pasó en el 2013 en Rusia, donde los videos mostraron un bólido atravesando la atmósfera y que se desintegró. Se supone que fue un objeto de aproximadamente 20 metros de diámetro y eso produjo una onda sonora muy fuerte que rompió muchísimos vidrios. Esto parece ser similar a lo que ocurrió en La Araucanía, la diferencia es que en Rusia estaba despejado y el bólido se pudo observar”.

¿Pero la expansión del sonido puede definir el tamaño del meteorito?
– Evidentemente tiene que haber sido muchísimo más grande que las partículas de polvo que producen las estrellas fugaces, tiene que ser algo de varios centímetros, e incluso metros. Si nos vamos un poco más atrás, el registro más grande de un fenómeno de estas características se produjo en 1908 también en Rusia, en Siberia, que fue una explosión que fue detectada en casi toda Europa y no dejó un cráter, porque el bólido se desintegró antes de tocar la Tierra, pero sí dejó una superficie de unos 2 kilómetros cuadrados completamente arrasada. Si hubiera caído en una ciudad hubiese producido una destrucción catastrófica, por suerte fue en un lugar deshabitado. Ahí estamos hablando de un objeto de unos 100 metros de diámetro. Y si nos vamos mucho más lejos en el tiempo, se supone que algo similar causó la extinción de los dinosaurios hace 65 millones de años.

¿Entonces es posible que el meteorito del jueves se haya desintegrado?
– Es muy probable que se haya fragmentado antes de tocar tierra y eso depende de la composición del objeto. Estas rocas del Sistema Solar tienen distintas composiciones, que van del metal sólido que no se logran desintegrar, y el otro extremo son objetos que son de hielo, básicamente de cometas y que se desintegran mucho más fácil.

¿Estos fenómenos son más frecuentes de lo que se reporta en la prensa o no?
– Estos fenómenos son relativamente localizados, uno se puede imaginar que si esto sucede en medio del océano, nadie se va a enterar. El objeto que cayó en Siberia se vio en casi todo el continente por sus características, pero es un fenómeno que puede ocurrir una vez por siglo, para dar la idea de la frecuencia. Hace 4 años se dio algo parecido en Rusia y fue captado por muchas cámaras.

¿Cómo está la tecnología para detectar objetos peligrosos en el espacio y para poder desviarlos?
– La tecnología se está desarrollando, hay varios proyectos astronómicos que buscan este tipo de objetos de órbitas cercanas a la Tierra y que pueda predecir o calcular esa órbita para ver la posibilidad de un impacto. El riesgo de que haya un fenómeno realmente catastrófico es bajo, pero de todas maneras se están estudiando a los objetos más grandes que estén cerca de la Tierra. Y la tecnología para desviarlo también está en ciernes, es una tecnología que eventualmente existirá, existirá un plan de protección de la Tierra y, aunque parezca ciencia ficción, no estamos hablando de cosas que sean un peligro inminente, no es algo que vaya a pasar mañana o la década siguiente, pero eventualmente va a suceder.

¿De qué tamaño debería ser un meteorito para producir grandes daños?
– El meteorito que cayó en Rusia en 2013 produjo daños importantes, hubo heridos, muchos vidrios rotos y estamos hablando de un objeto de 20 metros. Uno de 100 metros si produciría un daño muy importante, pero la posibilidad de que caiga en una ciudad es mínima, porque el área que está cubierta por ciudades en el planeta es muy bajo. Tendrían que ser mucha mala suerte que caiga en una ciudad.