UC Temuco prepara a cientos de secundarios talentosos de La Araucanía para la educación superior

Tras un proceso de acompañamiento durante tercero y cuarto medio, los alumnos con buen rendimiento pueden entrar a cualquiera de las carreras dictadas por el establecimiento.

283

En la actualidad, la Universidad Católica de Temuco trabaja con más de 70 liceos públicos, repartidos en los sectores más desfavorecidos de las 32 comunas de La Araucanía, para brindarle apoyo a estudiantes talentosos de tercero y cuarto medio con proyección académica.

El establecimiento les da acompañamiento tanto académico como socio emocional para que puedan orientarse vocacionalmente, accedan a consejería psicológica, entre otros apoyos al aprendizaje, con la finalidad de que puedan acceder de forma inclusiva a la educación superior.

Desde el año 2011, la UC Temuco comenzó a dar forma al proceso de igualar oportunidades para los jóvenes talentosos de La Araucanía, a través del acceso inclusivo y de acompañamiento, implementando el programa Propedéutico. El camino siguió pavimentándose, sumando los programas Escuelas de Talento Técnico & Pedagógico y Ranking 850.

Dada la positiva experiencia, en 2014 la Universidad generó el convenio con el Ministerio de Educación, adscribiéndose como ejecutor del Programa de Acompañamiento y Acceso Efectivo a la Educación Superior –PACE-, el que ese año fue piloto en la Institución. Desde el año 2015 y hasta el año 2019, es a nivel nacional la casa de estudios superiores que trabaja con la mayor cantidad de establecimientos adscritos, sumando 35 liceos en 19 comunas de La Araucanía.

Rodrigo Del Valle, director General de Inclusión y Acompañamiento Académico de la U. de Temuco, señaló a La Nación que el PACE “ha sido una experiencia muy exitosa en dos sentidos principales. Por un lado en términos de equidad, porque significa que estudiantes talentosos y con proyección académica que antes no podían entrar a la universidad, ahora pueden hacerlo. Lo segundo, es que a esos estudiantes les ha ido bien. Con algunas estrategias de apoyo y acompañamiento les ha ido tan bien como a sus compañeros que han ingresado vía PSU”.

Esto de alguna manera cuestiona lo que significa la PSU, con los sesgos que tiene, principalmente uno económico muy fuerte (…). Tenemos estudiantes que sacan 400 puntos en la PSU y terminan siendo los mejores estudiantes de su carrera”, agregó.

El PACE además cuenta con atención para comunidades educativas, las que son beneficiadas con presupuestos participativos y son utilizados en instancias académico culturales. Los proyectos son orientados por el programa, dando herramientas a los consejos escolares de los establecimientos para idear diversas actividades que favorezcan a estudiantes, profesores, apoderados, docentes y directivos. Por otro, lado el programa cuenta con instancias de fortalecimiento de docentes y orientadores, capacitándolos en nuevas estrategias y procesos pedagógicos permanentemente.

La mayoría de los alumnos que ingresan a la educación superior a través de los cinco programas de acceso inclusivo están beneficiados con gratuidad, ya que provienen de los sectores más desfavorecidos de La Araucanía.

Dentro del segundo semestre, la UC Temuco está desplegando la etapa Propedéutico 2017, donde cerca de 1000 estudiantes de 4to medio van durante 16 sábados a la Universidad a fortalecer sus competencias de entrada a la educación superior. Los jóvenes conocen además cómo funcionan la institución, empoderándose previamente como estudiantes de educación superior.

Universidad Acompañada

Luego de aprobar todos los proceso de acompañamiento, y siendo parte de un porcentaje de estudiantes con buen rendimiento en la enseñanza media, los alumnos beneficiados pueden acceder a cualquiera de las carreras profesionales que les brinda el cupo inclusivo.

Al interior de la Universidad, los jóvenes siguen siendo apoyados con el acompañamiento académico y socio emocional, teniendo como beneficios tutorías pares, consultoría, pensamiento estratégico, cursos eje, orientación vocacional y diversos talleres de asignaturas, entre otros apoyos.

Héctor Silva, alumno de primer año de Agronomía y beneficiario del PACE, señaló a La Nación que el acompañamiento antes de entrar a la universidad fue muy bueno y que siguen ayudándolo después de entrar. “El cambio de entrar a la universidad ha sido radical, pero como alumnos PACE tenemos más apoyo de parte de las entidades. La ayuda que uno tiene es buenísima“.

Los indicadores muestran que los estudiantes acompañados pueden mantenerse en la educación superior, aprobando sus materias y favoreciendo la tasa de retención de los jóvenes en la educación superior.

Dado el éxito en los procesos, este año la Universidad Católica de Temuco, a través de su Vicerrectoría  Académica, ha dado forma a la Dirección General de Inclusión y Acompañamiento Académico –DGIA:- la que integra 3 unidades: Dirección de Acceso Inclusivo, Dirección de Acompañamiento Académico y Socioemocional, además del Centro de Recursos Tecnológicos Inclusivos, unidad que vela por la integración y accesibilidad de estudiantes en situación de discapacidad.