Maduro exige a la oposición respetar elecciones de Asamblea Constituyente

En su particular estilo el jefe de Estado venezolano dijo que “el pueblo no come amenazas, el pueblo lo que se está preparando es para darle una pelea de votos a esta derecha amenazante, violenta, fascista”.

218

Le exijo a la oposición que tenga un poquito de honor y que respete el derecho del pueblo a votar libremente (…) sin violencia”, dijo este domingo el presidente venezolano Nicolás Maduro en su programa semanal en el canal estatal VTV.

De esta forma el mandatario exhortó a sus detractores políticos a respetar los comicios de la Asamblea Constituyente, previstas para el domingo 30 de julio, tras la amenaza de boicot que estos le formularon.

El pueblo no come amenazas, el pueblo lo que se está preparando es para darle una pelea de votos a esta derecha amenazante, violenta, fascista”, agregó en su particular estilo.

Poco antes el vicepresidente del Parlamento de mayoría opositora, Freddy Guevara, llamó a un “boicot” contra el proceso, al ratificar el llamado a una huelga de 48 horas entre miércoles y jueves y a una marcha en Caracas el viernes.

Maduro aseveró que hizo “todo lo posible para facilitar la libertad de los opositores para expresarse” en un plebiscito que el pasado domingo llevó a cabo la coalición Mesa de la Unidad Democrática (MUD) contra su iniciativa.

La MUD, que tilda la Constituyente como un “fraude” que busca imponer una “dictadura”, aseguró que votaron 7,6 millones de venezolanos en esa consulta, lo que interpreta como “un mandato” para tratar de bloquear el proyecto del gobernante socialista.

Maduro estimó, al contrario, que unas 600.000 personas participaron e ironizó este domingo sobre las cifras anunciadas por la oposición. “Votaron 720 millones de personas. Muy bien (…). Vinieron un millón de marcianos. Muy bien”, dijo.

Ratificó que el gobierno y la Fuerza Armada garantizarán la elección de los 545 constituyentes y recordó la advertencia del poder electoral de “cierre definitivo” de los centros de votación donde se presenten disturbios.

“Todo centro electoral que sea atacado, va a ser eliminado”, subrayó.

El presidente enfrenta también fuerte presión internacional, con la amenaza de Estados Unidos de sanciones económicas contra Venezuela si se mantiene la Constituyente.

“Se equivocaron, porque el 30 de julio va a haber una rebelión de dignidad, de coraje y de valentía, de un pueblo que va a salir a votar (…) y eso es lo que deben entender en Washington”, concluyó el gobernante.