Salud pública: 22% de los pacientes esperan más de 12 horas para ser hospitalizados

Además, según los datos entregados por el Ministerio de Salud, hay otro 11% que debió esperar un día completo.

247

Un 22% de los pacientes que se atendieron durante 2016 esperó por más de 12 horas una cama en la red de salud pública para poder hospitalizarse, según datos del Ministerio de Salud.

El proceso para quienes llegan a la urgencia de un hospital público es el siguiente: se somete a un examen inicial para evaluar la complejidad, determinando el tiempo de espera para recibir tratamiento y en caso de que requiere hospitalización, se inicia un nuevo plazo hasta que el paciente sea efectivamente ubicado en una cama.

Durante el año pasado, fueron 532.232 los pacientes que llegaron a las urgencias del país y recibieron indicación de hospitalizase, de los cuales 421.710 aguardaron un cupo, consignó La Tercera.

De los que aguardaron por la hospitalización, el 78% fue ubicado en una cama antes de 12 horas, el 22% superó ese plazo, un 11% aguardó menos de 24 horas y otro 11% debió esperar un día completo.

Los pacientes que deben esperar una cama generalmente lo hacen en un box de atención ambulatoria y, en casos extremos, ante exceso de demanda, son ubicados en pasillos o sillas de ruedas.

Los registros del Minsal revelan que hubo otros 110.522 pacientes que, si bien debían hospitalizarse en el centro en que se atendían, no lo hicieron, y de ellos, 39 mil cursaron el tratamiento en la urgencia, otros 31 mil pasaron directo a pabellón y 32 mil fueron derivados a otro centro.

En tanto, 3.283 rechazaron la hospitalización y 3.296 fallecieron antes de internarse, debido a la gravedad de sus lesiones.

La jefa de la División Gestión de Redes Asistenciales del Minsal, Patricia Navarrete, explicó al medio que cuando un paciente recibe orden de internación, se activa la pesquisa en el propio recinto, revisando las plazas disponibles y posibles altas. Si no hay cupos, se busca en el resto de los hospitales de la red y, si eso falla, se pide apoyo a la Unidad de Gestión de Camas Críticas del Minsal, que rastrea en las clínicas privadas que tengan convenio.

“Si no resulta, el hospital puede comprar, por trato directo, un cupo en un centro sin convenio. Así, el proceso puede tardar varias horas, dependiendo de la demanda asistencial, la existencia limitada de plazas y la necesidad de priorizar que la derivación sea costo-efectiva”, agregó.

La autoridad del Minsal también aseguró que, en comparación al 2011, cuando el 54% de los pacientes aguardaba más de 12 horas antes de ser hospitalizado, los plazos han mejorado y que para acortarlos más, se ha optimizado el sistema de búsqueda de cupos e incrementado en un 24% las camas críticas, con 687 nuevas plazas.

“Cada vez es menos frecuente que un paciente espere ser hospitalizado en una camilla o silla de ruedas. Hemos pedido que estén vigilantes de eso, porque son situaciones que no deseamos. Además, el año pasado se mejoraron y acondicionaron 23 urgencias del país, para que la espera de pacientes y familiares sea lo más adecuada posible”, puntualizó