El ministro de Hacienda, Rodrigo Valdés, fue víctima de una funa este jueves cuando se aprestaba a participar de un almuerzo con el presidente ejecutivo de Codelco, Nelson Pizarro. La idea era festejar los buenos resultados de la cuprífera.

Al llegar a local de Dominó, en el Paseo Huérfanos, la gente comenzó a increpar al secretario de Estado por su postura respecto a las AFP, según informó ADN. En la oportunidad la gente le lanzó monedas.

A causa de lo anterior, el encuentro debió ser suspendido.

Valdés había prometido el sándwich cuando se enteró que la empresa estatal superó en un 74% la meta comprometida con Hacienda, registrado excedentes por US$500 millones.