Instituciones rechazan 65 años como edad de jubilación de la mujer

Tanto el Colegio de Matronas como la ONG Miles lamentaron este debate que pasa por alto otras urgencias como equiparar sueldos y condiciones laborales entre hombres y mujeres.

3311

El Colegio de Matronas y Matrones de Chile junto al movimiento ciudadano por los derechos reproductivos, Miles Chile, manifestaron su rechazo a la posibilidad de un aumento de la edad de jubilación de las mujeres de 60 a 65 años. Esto en el marco del debate generado por la reforma previsional.

Por parte del colegiado de matronas y matrones, la presidenta Anita Román coincidió con su par de la ONG, Claudia Dides, en que esta no es la forma en que se debe enfrentar el problema de las pensiones en el país, ya que la reforma pasa por mejorar las condiciones de jubilación, considerando las altas utilidades de la AFP, y no a recargar con más años de trabajo a la sociedad ni menos a las mujeres.

“Las mujeres chilenas se han integrado activamente al mundo laboral, pero lo siguen haciendo en condiciones de desigualdad salarial y sobre todo aún ejerciendo labores domésticas y maternales que muchas veces no pueden compartir con una pareja, teniendo una recarga laboral y física que después les pasa la cuenta cuando llegan a la tercera edad”, dijo Román.

Recalcó que en lugar de intentar equiparar la edad de jubilación entre hombres y mujeres, el Gobierno debería concentrarse en equiparar los sueldos y condiciones laborales. “Si bien existe el bono por hijo, entre otras medidas impulsadas por el Gobierno de la Presidenta Bachelet, creemos que esta vez el camino tomado por sus ministros no es el correcto”, señaló.

También lamentó que, en la práctica, la edad real a la que hombres y mujeres se están jubilando hoy en día, sea cercana a los 68. Asimismo, “las mujeres dejan pasar todo ese tiempo antes de pensionarse justamente porque están amarradas a un sistema cruel como las AFP que las obliga a pensionarse más tarde para poder recibir algo más de dinero todos los meses”, señala la matrona.

  • María Cristina Berríos Novoa

    Debates y debates. ¿Para ganar adherentes o desviar atención de problemas más importantes? Siempre la mujer ha trabajado, aunque no salga del hogar o casa. ¿Quiénes, por siglos, han criado a hijos e hijas y mantenido hogar ordenado, limpio? ¿Quiénes cuidan a sus enfermos descuidando propía salud? ¿Quiénes matriculan a hijos/as desde pequeños y se entrevistan con educadores por reclamos? Mayoritariamente las mujeres. Eso no se reconoce como trabajo. Al matricular, un ítem requería preguntar al apoderado (la madre casi siempre) ¿en qué trabaja? Respuesta: “no trabajo”. Yo les decía, suerte suya que está sentada todo el día sin hacer nada. Respuestas: “Srta. yo hago TODAS las labores de casa”. Había que aclararles que ese era trabajo y más agotador que el que pudieran hacer afuera, que era remunerado. Otras deberían ser temáticas de debate respecto a la mujer.