El presidente de la comisión de Salud del Senado, Guido Girardi, anunció que citó a los integrantes del Comité de Ministros de la Sustentabilidad (CMS) –Economía, Energía, Salud, Medio Ambiente y Agricultura– para explicar por qué elevaron los riesgos de contaminación con azufre.

La tarde del miércoles, 18 niños del Colegio Sargento Aldea y del Jardín Caballito de Mar de Puchuncavi, en la región de Valparaíso, fueron trasladados al Centro de Salud Familiar (Cesfam) de la comuna con fuertes síntomas de intoxicación.

Los niños comenzaron sentir dolor de cabeza y a desmayarse. Es habitual la contaminación, pero hoy fue más fuerte por la ausencia de viento que lo disipa un poco. En verdad vivimos un genocidio ambiental”, contó Catalina Alonso de la organización Mujeres de Zona de Sacrificios y Resistencia.

La noticia se conoció justo en los momentos que Girardi y los senadores de la región de Valparaíso se reunían con representantes de las organizaciones Dunas de Ritoque, Salvemos Quintero, Pescadores de Ventanas, Mujeres de Zona de Sacrificio y Resistencias y de otras comunidades afectadas por contaminación.

El motivo del encuentro era buscar la manera de que se revierta la decisión del Consejo de Ministros para la Sustentabilidad del pasado 7 de marzo que “aprobó una norma que va a permitir niveles de dióxido de azufres riesgosos para la salud de las personas”, afirmó el senador Girardi.

El parlamentario explicó que “al respirar material particulado (PM10 o PM2.5) mezclado con el azufre que sale de las chimeneas de fundiciones y termoeléctricas se generan cuadros muy agudos de obstrucción bronquial o bronquitis obstructiva que puede derivar en neumonía o cuadros respiratorios que afectan, principalmente, a niños pequeños, adultos mayores y personas con enfermedades concomitantes como diabéticos o con artritis”.

En diciembre de 2016 el Minsal presentó la propuesta la que no fue del agrado del “ala productiva del CMS”, por lo que la modificaron y el martes 7 fue sometida a votación. “Con el voto en contra de Salud, se aprobó una norma que permite que durante 88 días al año, niños y ancianos de los muchos lugares de Chile donde hay termoeléctricas y fundiciones, estén expuestos a niveles tóxicos altamente riesgosos para sus vidas”, afirmó Girardi.

El presidente de la comisión de Salud informó que una veintena transversal de senadores firmó un proyecto de acuerdo pidiéndole a la Presidenta Michelle Bachelet “con mucho respeto, pero con mucha fuerza, que no permita que se produzca este atentado a la salud de las personas producto de las presiones de Codelco y las termoeléctricas”.

“Los ministros de Economía (Luis Felipe Céspedes), Energía (Andrés Rebolledo), Salud (Carmen Castillo), Medio Ambiente (Marcelo Mena) y Agricultura (Carlos Furche) están citados para la próxima sesión –con los senadores de la zona y a representantes de la comunidad- para que expliquen lo inexplicable”, puntualizó.

LAGOS WEBER: “LE PIDO A MI GOBIERNO QUE RECONSIDERE LA MEDIDA”

En tanto, el senador Ricardo Lagos Weber afirmó que “aquí no hay una disyuntiva entre desarrollo económico y defensa del medioambiente. Ese es un falso dilema sobre todo en este caso. Nos resulta incomprensible la decisión del CMS que afectará a comunidades como Puchuncavi y Ventanas, que hace años tienen problemas de esta naturaleza”.

Lagos sostuvo que “los 18 niños intoxicados no son teoría o pensamientos esotéricos, es una realidad triste y concreta; y por eso con mucha firmeza y respeto le pido a mi Gobierno que reconsidere la medida”.

Por su parte, el senador Francisco Chahuán señaló “creemos que esta decisión es criminal y queremos pedirle a la Presidenta de la República que use sus facultades y atribuciones y rechace este pronunciamiento que se ha dado con el voto en contra de Salud”.