Sergio Muñoz Gajardo juró al mando del máximo tribunal, sucediendo en el puesto a Rubén Ballesteros. “Espero estar a la altura del cargo y además efectuar las transformaciones que se demandan hoy para el Poder Judicial”, declaró.

“Recibo el cargo con humildad” y “espero estar a la altura del cargo”, fueron 2 de los conceptos vertidos por Sergio Muñoz Gajardo (56) en su discurso al prestar juramento este lunes como el nuevo presidente de la Corte Suprema para el periodo que comprende los años 2014 y 2015.

En la oportunidad, el presidente saliente Rubén Ballesteros despidió públicamente su labor en la corte y se refirió en ese sentido a la dictación de la Ley N° 20.268 que, según dijo, permitió a los jueces responder de manera eficaz los requerimientos de justicia cuando existen desequilibrios entre dotaciones de jueces y las cargas de trabajo en los tribunales de una misma jurisdicción.

También destacó la ley 20.708 que establece un incentivo de retiro para los funcionarios judiciales que cumplen 60 y 65 años de edad en el caso de las mujeres y los hombres respectivamente.

“TENGAN EN MÍ A UN SERVIDOR”

Imagen foto_00000010Muñoz entregó los agradecimientos al presidente saliente por la forma de llevar su rol a la cabeza del máximo tribunal del país. ”Los acuerdos han fluido de manera natural y en variadas áreas. Han sido múltiples las muestras en que ha destacado su afán realizador, obras que se traducen en adelantos que será difícil de superar”, indicó el nuevo presidente de la Suprema.

El máximo personero del Poder Judicial dijo que el nuevo cargo “lo recibo con profunda humildad por cuanto entiendo que mis colegas legítimamente pudieron tener otra determinación y ello me lleva a desempeñar de manera igualmente humilde este trabajo que entiendo que no puede realizarse sin la cooperación de este tribunal pleno y de todos y cada uno de los integrantes del Poder Judicial”.

El  nuevo Presidente de la Suprema agregó que “espero estar a la altura del cargo y además efectuar las transformaciones que se demandan hoy para  el Poder Judicial y no defraudar las esperanzas que se han puesto en todo el quehacer de la justicia”, sostuvo.

Finalmente, el presidente de la Corte Suprema dijo que estará dispuesto a impulsar proyectos en pro de la satisfacción de la ciudadanía. “Tengan en mí a un servidor que estará siempre dispuesto  a impulsar proyectos en pro de la justicia, de la satisfacción de todas las personas, en pro de la justicia oportuna efectiva y de excelencia porque es lo que la gente de nuestra patria demanda y merece”, remarcó.

 

SECCIÓN: País
FUENTE: Nación.cl