Los dirigentes de Fenabus informaron que la paralización podría extenderse durante todo el fin de semana largo que es cuando más viajan las personas, aunque dijeron estar dispuestos a devolver los pasajes adquiridos con antelación.

Los empresarios de buses urbanos e interurbanos, agrupados en Fenabus, la realización de un paro el próximo miércoles 30 de octubre que podría extenderse durante el fin de semana largo.

El acuerdo suscrito por unanimidad en la asamblea general extraordinaria de la entidad, se basa, entre otros aspectos, en el rechazo a los criterios de fiscalización que se les aplican a las empresas del rubro y que son “manifiestamente injustos y poco razonables, que se han traducido, a lo largo del tiempo, en miles de multas en perjuicio de estos empresarios que con grandes sacrificios familiares, han formado, en su mayoría, pequeñas y medianas empresas”.

Un ejemplo de ello, indicaron, las multas por más de 30 millones de dólares que han debido pagar por concepto de multas, expresaron los dirigentes de  Fenabus, Marcos Carter, Rubén Acuña y el abogado Antonio Rodríguez.

Subrayaron que están dispuestos a devolver los pasajes a aquellas personas que ya los han adquirido.

SECCIÓN: País
FUENTE: Nacion.cl