Era lo más esperado en nuestro país. El galardón a Mejor Película Extranjera en los premios Oscar y el posible triunfo de la cinta chilena “No” mantuvo la expectación en los galardones.

Sin embargo, el filme de Pablo Larraín no pudo contra la gran favorita “Amour”, que finalmente se quedó con el reconocimiento del Academia.

La película austríaca ya se había llevado todos los galardones en Cannes y en los premios César, por lo que la cinta nacional tenía pocas opciones de quedarse con la estatuilla.