Los meteorólogos del Centro Nacional de Huracanes (CNH) de Estados Unidos, con sede en Miami, prevén que este frente se transforme en depresión tropical (un escalón menos que tormenta) en menos de 48 horas.

Las intensas lluvias y vientos de la tormenta “Debby”, que tocó este martes tierra, han anegado y forzado la evacuación de algunas zonas del norte de Florida (EE.UU.) y obligado al cierre de varios tramos de la única autopista interestatal que recorre el estado de este a oeste.

Pese a que “Debby” es una débil tormenta, con vientos máximos sostenidos de 65 kilómetros por hora, lleva días azotando a la costa de Florida, ya que su velocidad de desplazamiento desde que se formó el pasado sábado en el Golfo de México ha sido muy baja, lo que ha dado mucho tiempo a las nubes a descargar agua.

Los meteorólogos del Centro Nacional de Huracanes (CNH) de Estados Unidos, con sede en Miami, prevén que este frente se transforme en depresión tropical (un escalón menos que tormenta) en menos de 48 horas, aunque por el momento se mantiene el estado de emergencia decretado el lunes en Florida por su gobernador, Rick Scott.

Hasta el momento se han registrado al menos 2 muertos: una mujer del condado de Highlands que falleció el domingo al ser destruida su casa por la tormenta y otra persona que murió también el domingo como consecuencia de un tornado, aunque no hay todavía confirmación oficial de estas muertes.

SECCIÓN: Mundo
FUENTE: EFE